Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

La ministra de Salud menosprecia denuncia de sindicatos sobre hospitales

Trabajadores de diversos hospitales del sistema de salud público han denunciado una serie de deficiencias que ponen en riesgo la buena atención de los pacientes.  

Sin aparato para esterilizar instrumental médico en hospital San Rafael

Los dos equipos para esterilización de instrumental médico ya reportaban fallas y están en constante proceso de reparación, pero no han logrado que funcionen.

El déficit de  insumos y otros recursos  que afecta a la red de hospitales nacionales del país no quitan el sueño de las autoridades sanitarias.

Ayer la ministra de Salud, la doctora Violeta Menjívar, aseguró que la falta de acceso a agua potable que tiene el nuevo Hospital Nacional de la Mujer (Ex Maternidad) “no está causando ningún impacto”.

Mientras tanto, en ese hospital, el personal de limpieza amaneció teniendo que recolectar botellas y todos los depósitos que estuvieran disponibles para llenarlos con agua en el jardín y luego llevarlos a los servicios del hospital,  donde eran más urgente. 

El nosocomio en mención tiene problemas con las tuberías y eso ha generado que en distintas oportunidades colapsen y dejen sin el servicio algunas de las áreas importantes.

Según Menjívar, “son dificultades pequeñas que no amerita sobredimensionarlo porque el hospital no ha parado ni va a parar desde ningún punto de vista”.

Al consultarla si hay alguna intervención de esa cartera de Estado  cuando los problemas se dan de forma constante, la funcionaria expuso que eso ocurre cuando la situación es de grandes dimensiones, pero en el caso de la falta de agua en el hospital de Maternidad  no tiene grandes dimensiones.  

En el centro el agua dejó de caer a las 4:00 de la tarde del martes, denunciaron. Según reportó Blanca de Galindo, secretaria de SIGESAL, el problema se debió a que la bomba que suministra el servicio de agua del hospital se rompió.  En poco tiempo también se acabó la reserva que contenía la cisterna. 

Pero Menjívar argumentó que “no tengo el último detalle (de lo que ocurre en los hospitales), porque yo soy la ministra, los que tienen los detalles son los directores”. 

Entre los servicios más afectados por la falta de agua estaban Emergencias, sala de partos, el área de Neonatos y oficinas administrativas, según Sigesal.

De Galindo dijo que no había para lavarse las manos para poder entrar a las salas.  Personal de arsenal también informó que, debido a la falta de agua, los autoclaves no estaban trabajando y había una cantidad importante de material que necesitaba esterilizarse.  “Es un caos. El personal de limpieza está jalando agua del jardín para atender el servicio de Neonatos”, según  de  Galindo. 

Además dijo que, como trabajadores, no veían una pronta solución a la crisis y temían que el problema fuera para largo.  El desperfecto de la bomba se sumó a otras deficiencias reportadas en el centro, como la falta de lavadoras. 

En San Rafael y Rosales

En el Hospital San Rafael, de Santa Tecla, viven su propia crisis. Desde el domingo dejaron de funcionar los dos autoclaves. 

Por la mañana de ayer el personal de arsenal había tenido que trasladarse al hospital Zacamil para poder esterilizar los instrumentos, en la noche tenían programado ir al Hospital Saldaña. 

El director, Yeerles Ramírez, confirmó la difícil situación. “Los esterilizadores han presentado bastantes fallas, fueron instalados en octubre de 2008, sin un sistema de enfriamiento necesario para su funcionamiento”. 

Ramírez dijo que han solicitado la autorización del Ministerio de Hacienda para usar más de $40 mil en la compra de repuestos, pero dicho proceso tardaría hasta 45 días. Por ello iniciarán otro proceso para una compra de $6 mil en repuestos menos sofisticados.  

“No vamos a pasar varados los 45 días, se va hacer nuevamente una reparación temporal mientras viene la reparación definitiva”, aseguró Ramírez. 

Pero, por el momento, los trabajadores deberán seguir movilizándose a otros hospitales, para no dejar sin instrumentos al centro. 

El Rosales también se ha sumado a los centros con problemas en su lavandería. El limitado funcionamiento de las lavadoras y secadoras, que ya tienen años de uso, impidió por varios días que se despachara a tiempo la ropa para cirugías y hubo suspensiones, informó el sindicato de médicos de ese sanatorio.

Problemas que enfrentan los hospitales

Riesgo de suspensión de más cirugías

El no tener equipos de autoclave en el Hospital San Rafael, de Santa Tecla, conlleva el riesgo de suspender cirugías por falta de instrumentos esterilizados para operar. El director del centro, Yeerles Ramírez, aseguró que no han suspendido cirugías, gracias a la labor del personal de arsenal que ha tenido que movilizarse a distintos hospitales para que les presten sus autoclaves.

Sin embargo, Carlos Silva, secretario de Sigesal, seccional San Rafael, aseguró que sí se han reportado cirugías suspendidas. “Fueron cirugías electivas de ginecología porque no lograron esterilizar para esos procedimientos”, dijo. En los estantes de arsenal se podía observar que había pocos paquetes de instrumentos esterilizados. 

Frecuentes denuncias en el Hospital Rosales

El principal hospital del sistema de salud público también enfrenta una serie de deficiencias que afectan la atención de la población. Médicos del Hospital Rosales han denunciado en diversas ocasiones la falta de medicamentos para servicios vitales como Hematooncología y Nefrología.

Además han reportado la saturación de los servicios por la atención de víctimas de violencia que en algunas ocasiones relega la atención de otras enfermedades.

La semana pasada el hospital también tuvo problemas en el área de lavandería. Daños en los equipos retrasaron el proceso de lavado y por varios días el servicio no pudo entregar a tiempo los paquetes de ropa quirúrgica y las cirugías tuvieron que retrasarse o suspenderse, según denunció el sindicato de médicos. 

Sin agua y gabachas en maternidad

En las últimas semanas el Hospital Nacional de la Mujer ha enfrentado una serie de incidentes que afectan su funcionamiento. Miembros de SIGESAL han denunciado la escasez de gabachas para pacientes, que han tenido que cubrirse con sábanas mientras esperan a ser atendidas en Emergencias.

Mientras tanto las camas de observación se mantienen descubiertas. El inconveniente se debe a las dificultades que tiene el hospital para lavar las miles de libras de ropa sucia que genera a diario. Desde antes de trasladarse del viejo edifico de Maternidad a las nuevas instalaciones el hospital tuvo problemas con las lavadoras.

Para agravar la situación, el hospital se quedó sin agua después de que se rompiera la bomba que la suministra. Varios procedimientos fueron interrumpidos y los trabajadores tuvieron que acarrear agua a los servicios más críticos. 

Alcaldía de San Salvador prestará tres lavadoras  

El concejo de la alcaldía de San Salvador acordó ayer prestar en comodato tres lavadoras industriales al Hospital Nacional de la Mujer. Edwin Zamora informó que los concejales de ARENA fueron quienes hicieron la petición de brindar ayuda a las pacientes del hospital desde la alcaldía.

La municipalidad de Andalucía donó a la alcaldía de San Salvador cuatro lavadoras industriales en 2014, que actualmente se encuentran en el centro de convivencia Carlos Herrera Rebollo. Zamora dijo que indagaron sobre el uso de las lavadoras y confirmaron que podían prescindir de tres de ellas mientras se resuelve el problema en el Ministerio de Salud. 

“... No tengo el último detalle porque yo soy la ministra, los que tienen los detalles son los directores ” Violeta Menjívar, ministra de Salud. 
Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación