Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

México repatrió ayer niños que viajaban junto a sus madres

Una joven venía con su hijo de tres años

Los familiares aguardaron durante al menos dos horas a los migrantes.

Los familiares aguardaron durante al menos dos horas a los migrantes.

Los familiares aguardaron durante al menos dos horas a los migrantes.

Tres buses con niños y adolescentes, detenidos en México mientras intentaban llegar a la frontera con Estados Unidos, llegan cada martes y viernes a San Salvador.

El primer bus llegó a las 10:00 de la mañana, el segundo a las 12:00 meridiano y el tercero pasada la 1:00 de la tarde. Entre ambos sumaban 84 pasajeros: 33 adultos y 51 menores de edad, con edades tan cortas como 2 y 4 años.

Entre los deportados venían tres mujeres oriundas de un municipio de Ahuachapán. Según un familiar, cuyo nombre se omite por seguridad, ellas viajaban junto a sus hijos, entre ellos uno de 3 y otro de 6. El grupo emprendió el viaje hace poco más de un mes, pero antes de llegar a Querétaro, México, madres e hijos fueron secuestrados.

El familiar aseguró que el secuestro duró 15 días y que se pagaron varios miles de dólares con tal de que no asesinaran a las mujeres y a los niños. "Lo peor es que no hablan (por teléfono) para allá (Estados Unidos), sino para acá, porque piensan que aquí hay pisto", lamentó.

El 10 de julio, según el periódico El Universal, un grupo 165 migrantes, entre los que había cubanos, hondureños y salvadoreños, fue rescatado por la policía de Tamaulipas y luego atendido por el Instituto Nacional de Migración de México (INM).

Tras una experiencia como esa, él cree que sus familiares no volverán a intentar el viaje.

Entre las 10:00 de la mañana y la 1:00 de la tarde, el trabajo se incrementó en las instalaciones de la Dirección de Atención al Migrante, a un costado de los talleres de la PNC en La Chacra.

Ahí, cuando un bus llega con repatriados se debe entrevistarlos, revisar su estado de salud y tomar nota de datos personales como su lugar de residencia y, si son menores de edad, identificar al adulto responsable.

Hace una semana, había más familiares a la espera de que ese proceso concluyera para irse con los repatriados a casa. Pero ayer se veía menos gente esperando.

La explicación que dio el personal de Comunicaciones al respecto fue que en los buses venían más niños acompañados por un adulto responsable.

Estos repatriados se sumaron a los otros cien adultos que llegan cada lunes, miércoles y jueves también desde México en tres buses procedentes de Tapachula (Chiapas). El director general de Migración, Héctor Antonio Rodríguez, detalló que debido a "un hacinamiento bastante granee en México" el 18 de julio se recibieron nueve buses con 254 repatriados, de los cuales 103 eran menores de edad.

Para recibir a los niños repatriados, Migración se coordina con Cancillería, la Comisión Nacional de la Niñez y la Adolescencia (Conna), el Instituto Salvadoreño para la Niñez y la Adolescencia (Isna) y el Ministerio de Salud, añadió Rodríguez.

"El Isna está preparado para atender a aquellos que vengan en situación de vulnerabilidad y también el Ministerio de Salud si en caso tenemos una necesidad", añadió el funcionario.

Cuestionado sobre si han sido repatriados menores de edad desde Estados Unidos, Rodríguez aclaró que los únicos han sido los que llegaron junto a sus madres el 18 de julio vía aérea. Según el director se trabaja de "niños y niñas cuyos padres decidieron pedir el retorno voluntario".

El funcionario recordó que para salir del país un menor de edad debe ir acompañado por sus padres. De no ser así, debe llevar una nota autenticada por un notario.

Hasta el lunes, se habían recibido un total de 2,300 menores de edad repatriados desde México.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación