Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Más denuncias de pacientes que fueron maltratadas en el ISSS

Más pacientes se han comunicado directamente con El Diario de Hoy para compartir sus denuncias. El director del ISSS dijo que atenderán las denuncias.

Madres relatan maltrato en el Hospital Primero de Mayo

Dos madres relatan una serie de malos tratos que ellas y muchas otras mujeres viven cuando asisten al Hospital Primero de Mayo a dar a luz a sus...

Tras la publicación de un reportaje que exponía las penurias que sufrieron un grupo de mujeres durante su ingreso en el Hospital 1° de Mayo del ISSS, más pacientes se han comunicado directamente con El Diario de Hoy para narrar sus denuncias por maltrato. 

Los nuevos casos no solo procedían del 1° de Mayo, también fueron atendidos en  el Hospital General y el Policlínico Zacamil. 

Ricardo Cea, director del ISSS, también reaccionó a la publicación y señaló que cada año el 1° de Mayo atiende más de 11, 000 partos, frente a los siete casos denunciados. 

No obstante, Cea reconoció la problemática: “Nunca va a haber un trato perfecto, siempre va a fallar algo. Estamos tratando en que sea lo menos en que se puede fallar”. 

El funcionario aseguró que hay dificultades para poder atender los casos debido a que los pacientes no interponen denuncias ante el ISSS. 

“La gente no tiene la costumbre de quejarse, al no quejarse no podemos actuar”, declaró Cea. 

Sin embargo, en las experiencias de los pacientes, el haber denunciado o expresado su malestar solo hizo que tanto los médicos como el personal de enfermería los comenzara a tratar de una peor manera. 

El esposo de una paciente del Hospital General dijo que ella sufrió la indiferencia del personal después de que él se quejó porque no la atendían. A ella le habían dicho que tenía gastritis cuando en realidad tenía cálculos en la vesícula. 

Una paciente embarazada, de 35 años de edad, fue víctima de una serie de errores que habrían llevado a que perdiera su bebé, en mayo del año pasado. 

Ella puede rastrear el inicio de su tragedia tres años atrás cuando llegó al Policlínico Zacamil para su cambio del Dispositivo Intrauterino, DIU, porque habían pasado los cinco años de uso. 

Pero el médico que la atendió insistió que el DIU tenía vigencia para 10 años. 

El 1 de abril del año pasado confirmó que estaba embarazada en una clínica privada, porque el médico del Zacamil no le hizo caso cuando ella le relató sus síntomas. 

En el 1° de Mayo le hicieron una ultra en la que encontraron que el DIU estaba adentro y tenía más de un mes de embarazo. Aunque su embarazo era de riesgo, el seguimiento a su caso no fue el mejor. 

El 25 de mayo tuvo que ir de emergencia al hospital porque rompió fuente, esperó horas hasta ser ingresada y le dijeron que tenía un aborto inevitable. 

En lugar de recibir apoyo, recibió maltrato e indiferencia del personal. Se molestaron con ella porque no quería tomar las pastillas para inducir el aborto hasta estar segura que el bebé ya no vivía. 

“El diagnóstico ya está hecho” le gritó una doctora al pedir una ultrasonografía. 

Cuando le hicieron el legrado no encontraron el DIU, y le dijeron que quizá lo había expulsado. Pero al realizarle otras pruebas encontraron que aun seguía ahí, con el riesgo de perforarle el intestino. 

Al operarla para retirarlo, también encontraron restos de placenta en el útero que le habían dejado del primer legrado.  La paciente interpuso una denuncia con la ayuda de una trabajadora social, pero nunca fue atendida. 

“Realmente no soy la única, somos un montón de mujeres, otras  no dicen nada”, dijo. 

“Si usted reclama, las enfermeras y los doctores entran en revanchismo, ya no lo atienden bien, lo dejan esperando. Si ven que puso una denuncia ya no lo atienden” . Esposo de paciente maltratada del Hospital General
Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación