Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Madre denuncia que le cambiaron a su hijo en un hospital privado

Ofendida dijo que el intercambio ocurrió luego de dar a luz

Caso Bebé Hospital Ginecológico

Mercedes Casanellas denunció  públicamente esta semana que su hijo nació el 21 de mayo y que al día siguiente que se lo entregaron, no era el mismo que... | Foto por Omar Carbonero

Mercedes Casanellas junto a su abogado Fernando Meneses afuera de los juzgados 4o. de Paz, en San Salvador.

“Mi vida se paró desde que me dieron los resultados de las pruebas de ADN”. Así describe Mercedes Casanellas el drama que enfrenta junto a su esposo. Ese documento reveló que el bebé que arrulla desde hace tres meses y le entregaron en mayo de este año en el Centro Ginecológico, no es el suyo.

Aquella duda que le surgió el 22 de mayo de este año cuando le dieron un niño de tez morena, diferente al que le enseñaron en el momento del parto, de piel blanca, la llevó a tomarse el examen. El esposo de la señora es blanco, de nacionalidad británica.
El análisis reveló que la probabilidad de maternidad es  de 0%.

“Pensé que iba a traicionar a mi hijo haciéndome la prueba, pero tomé el valor”, explicó ayer Casanellas, mientras esperaba, en el Centro Judicial Isidro Menéndez, que la Fiscalía General de la República (FGR) presentara la acusación formal contra el ginecoobstetra Antonio Alejandro Guidos, quien la atendió en el parto. 

“¡Vengo a preguntarle al médico dónde está mi hijo!”, manifestó la madre, visiblemente afectada, a la puerta de los tribunales capitalinos.
Ella asegura que en el hospital le cambiaron a su bebé y quiere creer que fue un error humano. Su abogado, Fernando Meneses,  dice que ante la Fiscalía presentaron un reclamo de devolución de niño extraviado.

“Me preocupa que fuera un tráfico de niños. Estamos hablando de un niño de horas de nacido, y si es así, estamos hablando de algo que está completamente orquestado”, expresó Meneses.

El bebé  nació la noche del 21 de mayo de este año por cesárea. Su madre asegura que después de la cirugía le pusieron anestesia a ella supuestamente para que descansara y que a su hijo se lo llevaron hasta el mediodía del 22 de mayo, luego de insistir para que lo hicieran.
Pero al ver que era moreno y no blanco les preguntó a las enfermeras, quienes le insistieron que en los próximos días su piel se iba a aclarar.
Casanellas recuerda también que desde que se puso en contacto con el doctor Guidos, que no era su médico de cabecera sino que estaba en el listado de profesionales que la aseguradora le propuso, él le insistía que el niño sería moreno.

“¡Necesito que me devuelvan a mi hijo, necesito saber dónde está! Pido a todas las madres que dieron a luz a sus hijos entre el 19, 20, 21 y 22 de mayo y que tengan alguna duda que se acerquen hacerse una prueba de ADN para que me devuelvan a mi hijo, yo también tengo un bebé, quizá es el bebé de alguna de ustedes”, añadió entre sollozos la  madre angustiada. El número de celular al que pueden llamar es el 7883-4513.
El abogado indicó que la Fiscalía secuestró o incautó los expedientes de los infantes que nacieron el 21 de mayo en el Centro Ginecológico.

Ese día se atendieron10 partos: cuatro varones y seis niñas.

Plantares sin firma de médico

Meneses explicó que en el hospital les entregaron el documento de los plantares sin la firma del ginecoobstetra y cuando  llevaron al recién nacido a asentarlo, en las alcaldía le indicaron que así no se podía, por lo que regresaron al hospital dónde tomaron nuevos  plantares, al otro bebé.

Casanellas indicó que desde que conoció los resultados de los exámenes no puede conciliar el sueño y no le da hambre. Agrega que el bebé que tiene en su hogar lo aman, que también es su hijo. 

Su esposo inició trámites en la embajada británica para que se resuelva el caso. 

“Yo quiera que se descarte primeramente un error del hospital y sino es un error que  se descarte también algún tráfico de niños o cualquier otro delito que se haya cometido y que el hospital me devuelva mi hijo”, expresó.

Por su parte, el hospital negó que se haya cambiado al bebé (ver nota aparte).

Audiencia el lunes

La FGR acusó ayer tarde a  Guidos por los delitos de suplantación y alteración de estado familiar, con penas de dos a cuatro años de cárcel y la prohibición de ejercer. 

La audiencia inicial será el lunes a las 10 de la mañana en el Juzgado  Quinto de Paz.

La fiscal del caso dijo que hay suficientes pruebas que el delito se cometió y que el responsable es el médico. “Tenemos suficientes pruebas testimoniales, documentales y pericial que demuestra que efectivamente el delito se ha cometido y que la persona responsable es el doctor Antonio Alejandro...”, declaró la fiscal.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación