Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Los arrestos no han parado en la zona limítrofe

Las últimos dos detenciones se produjeron la semana pasada

frontera

Con el arresto de  los salvadoreños Wilber Canales y su cuñado  José Canales, la semana pasada, ya sumaron cinco las capturas  que las autoridades hondureñas han hecho este año. 

Las detenciones fueron efectuadas bajo el argumento que los salvadoreños estaban trabajando en tierras hondureñas; eso a pesar de que les pertenecen.

El 26 de agosto pasado, los ciudadanos salvadoreños Plutarco Zavala,  Modesto Alberto Santos y Evangelista Amaya, residentes en  caserío Cerros de Peñas, del cantón Lajitas, también fueron detenidos por al menos 300 militares y policías de Honduras. El motivo, cercar su propiedad del lado hondureño.

Zavala explicó que su propiedad, tras el falló de la Corte Internacional de La Haya en 1992, determinó que 100 manzanas de su terreno quedaban del lado hondureño.

El referido fallo de la Haya, puso hace 23 años, fin al problema fronterizo y disputa por territorio que mantuvieron Honduras y El Salvador por años.
Aunque no frenó los hostigamientos que según los salvadoreños que habitan la zona fronteriza, hacen las autoridades hondureñas contra un promedio de 100 familias que habitan lo que fue el ex bolsón de Dolores Monteca. 

Los salvadoreños aseguraron que no buscan que ambas naciones entren en conflicto, sólo piden respeto a las autoridades hondureñas, pues esos terrenos les pertenecen y cuentan con documentación que así lo acredita.

Piden además la pronta liberación de los salvadoreños arrestados la semana pasada, pues consideran es un abuso de autoridad.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación