Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

El zancudo que pone en crisis al sistema sanitario

Latinoamérica prueba otros métodos contra el zika y país no

Brasil prueba mosquitos modificados para matar al Aedes Aegypti. Gobierno salvadoreño descarta uso de mosquito modificado, debido al costo.

Otros países latinoamericanos adoptan medidas científicas y tecnológicas contra el zancudo Aedes aegypti.

Otros países latinoamericanos adoptan  medidas científicas y tecnológicas contra el zancudo Aedes aegypti.  | Foto por Archivo

Otros países latinoamericanos adoptan  medidas científicas y tecnológicas contra el zancudo Aedes aegypti. 

Mientras que en El Salvador usar pantalones y no embarazarse son los métodos recomendados por las autoridades de Salud para evitar ser picados por el zancudo Aedes Aegypti, y adquirir los virus del zika, chik y dengue;  otros países latinoamericanos adoptan  medidas científicas y tecnológicas.

Debido a que el zancudo vector es el principal transmisor de los virus de las tres epidemias que abaten actualmente a  América Latina, algunos países como Brasil  aplican medidas drásticas para bajar la afectación.

Este mes, el ministro de Salud de Brasil, Marcelo Castro anunció el envió de 220 mil tropas para combatir el virus en una campaña de puerta en puerta para erradicar el mosquito y  reparten repelentes a las mujeres embarazadas.  

Además, realizan pruebas de campo con zancudos genéticamente modificados que fecundan a la zancuda hembra, pero el resultado son huevos que nacen muertos.

Una hembra del zancudo puede poner de 50 a 200 huevos que pueden tener una vida de dos semanas hasta un mes.

El Gobierno salvadoreño descartó usar mosquitos modificados genéticamente por los altos costos que traería implementarlo. Pero el entomólogo, Rubén Sorto sostuvo que el controlador biológico del mosquito modificado tendría mejores resultados a largo plazo que el uso de químicos dentro del agua que la población consume.

“Imagínese dos millones de dólares para 5 mil (personas); para 6 millones de personas del país tendríamos que invertir 70 millones de dólares en zancudos”, declaró el viceministro de Salud, Eduardo Espinoza, a principios de este año.

En los hospitales públicos, el costo diario por paciente ingresado es de 200 dólares, la cifra se eleva a  dos mil dólares en el caso de que sean ingresados en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI). 

El año pasado Salud destinó un aproximado de 12 millones 328 mil 400 dólares en la hospitalización de   8,806 personas con dengue. Además, de 5 millones 124 mil dólares para los enfermos que necesitaron  ingresos en la Unidad de Cuidados Intensivos.

Mientras que en las consultas por sospechas de dengue derogaron 7 millones 23 mil 660 dólares, basado en que cada consulta cuesta un aproximado de 20 dólares. 

Y en lo que va del año las consultas de Chikunguña y Zika , los gastos en la consulta pública ascenderían a  54,560 dólares.

El monto estimado de desembolso de Salud se realizó a través de los pacientes atendidos según el informe epidemiológico y el pliego de precios de consulta, hospitalización, ingreso y atención que proporcionó Espinoza

El Gobierno salvadoreño, también,  eliminó la posibilidad de incluir dentro de su plan de inmunización nacional,  la vacuna contra el dengue, la cual es utilizada en México, y Brasil.

Según Espinoza , eso solo traería una especie de confortabilidad a la población y dejaría de erradicar los criaderos de mosquito transmisor de los virus.

El mosquito Aedes Aegypti es responsable de transmitir el dengue, chik y zika. 

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación