Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Las vacaciones son los periodos más duros

En las fechas festivas reciben bastantes heridos por accidente de tránsito

Cada cuatro días, Mayra C., debía hacer turnos de 36 horas en el hospital Rosales, el centro médico en el que finalizó recientemente su internado.

Ella relata que no tenía hora de entrada ni de salida, pero por lo general trabajaba de 5:00 de la mañana a 6:00 de la tarde, en días que no tenía turno; pero cuando le tocaba turno empezaba a las 5:00 de la mañana y salía el siguiente día, a las 5:00 ó 6:00 de la tarde.

Mayra manifestó que entre las actividades asignadas estaba hacer diálisis a los pacientes con insuficiencia renal terminal, (una terapia para limpiar los tóxicos del cuerpo), poner las indicaciones médicas, curar a los pacientes recién operados y dar respiración asistida.

"Entre nosotros mismos nos acompañamos a modo de no dormirnos, porque nos toca ambucear (dar respiración manual); a veces ambuceamos de seis a ocho horas a un paciente porque el hospital no tiene ventiladores mecánicos para todos los que lo necesitan", agregó. La joven explicó que se mantienen despiertos a puro café.

Mayra considera que la carga laboral que tienen es pesada y, aparte de esa, deben llevar la académica. "Ese es el otro problema, que no solo estamos trabajando, sino (también) estudiando".

Ella manifestó que después de un turno llegan a la casa cansados, sin ganas de leer.

Agregó que los turnos más pesados son los de las fechas festivas, porque reciben bastantes heridos por accidente de tránsito.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación