Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Las imperdibles aventuras de la Ministra Pohl

En su gestión se ha caracterizado por defender la fauna y vencer los elementos de la naturaleza.

Ministra de Medio Ambiente, Lina Pohl, en la liberación del cocodrilo gigante.

Ministra de Medio Ambiente, Lina Pohl, en la liberación del cocodrilo gigante. | Foto por Archivo

Ministra de Medio Ambiente, Lina Pohl, en la liberación del cocodrilo gigante.

La Ministra de Medio Ambiente, Lina Pohl, ha sido entre sus antecesores, la que más ha destacado por su estilo de manejar su gestión: no tiene inconveniente en entrar a  su despacho con la elegancia que se espera de una ejecutiva oficial y luego salir del mismo, ataviada en botas de explorador, jeans, cabellera recogida, gorra y camiseta institucional.

Últimamente se le vió en pleno rescate de un cocodrilo de casi tres metros, al que personalmente liberó en la Bahía de Jiquilisco, cual protagonista de la serie de Animal Planet, "El Cazador de Cocodrilos", protagonizada por el fallecido naturalista, Steven Irwin.

A lo largo de su gestión, también ha hecho frente a las inclemencias de los elementos de la naturaleza, como el oleaje registrado en el Puerto de La Libertad, donde personalmente inspeccionó los niveles de elevación de olas de casi ocho metros, una de las cuales sorprendió a la funcionaria y la arrastró en el muelle. Lina Pohl reaccionó instintiva y friamente, acomodó su cabello y su ropa empapada para luego dar declaraciones en vivo a las televisoras locales.

Incluso, desde la intimidad de su habitación, no deja el cargo, y se atreve a dar románticas recomendaciones a sus seguidores en las redes sociales para paliar los vientos y temperaturas inclementes.

Igual no es raro verla en la erupción de alguno de los volcanes últimamente activos, o en alguna tala furtiva de árboles. Tampoco ha tenido empacho en tomar su bolso y hacer una gira por los basureros de las populosas Soyapango y Zacamil. En vestido y tacones, personalmente ha inspeccionado el nivel de descuido de las municipalidades, arrasando a su paso botellas y desechos de las comunidades. No importa, ya sea se trate de un basurero, un animal en extinción o en codiciones de maltrato, un tsunami o una erupción volcánica, ahí estará la Ministra Pohl, invencible.

A continuación, una recopilación de sus aventuras:

Enfrentando olas de casi ocho metros

Recorrido ejecutivo entre basureros

Al estilo Steve Irwin

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación