Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Las cicatrices emocionales y físicas de abortar

Ginecóloga y máster en bioética, Margarita de Ochoa estima que los riesgos de un aborto son tanto físicos como sicológicos.

Las cicatrices emocionales y físicas de abortar

Las cicatrices emocionales y físicas de abortar

Las cicatrices emocionales y físicas de abortar

El aborto provocado conlleva a varios efectos negativos y fatales, tanto físicos como sicológicos. Así lo afirmó la ginecóloga Margarita de Ochoa, quien es miembro de la Asociación de Bioética de El Salvador.

Para la ginecóloga, desde el punto de vista médico las complicaciones dependerá de la edad gestacional, y estas pueden ir desde infecciones, ruptura uterina hasta hemorragias.

"La ruptura uterina, si era su primer embarazo, ya no puede tener más hijos, afecta totalmente su fertilidad. Un proceso infeccioso por la manera que provocaron el aborto, que no había medidas de saneamiento; los clandestinos, puede dar una infección que puede comprometer la vida de la paciente y puede llegar hasta la muerte", acotó.

De acuerdo con la ginecóloga, algunos estudios afirman que las mujeres que se someten a este procedimientos tienden a padecer de cáncer de mama.

De Ochoa afirma que todos aquellos abortos que pasan de primer trimestre, es decir de las 12 semanas de gestación, son los que pueden tener más complicaciones.

Tampoco debe menospreciar aquellas complicaciones que aparecen después del aborto o el "síndrome postaborto", dice de Ochoa. Tales como sentimientos negativos, bajo autoestima y sentimiento de culpa por haber "terminado" con una vida.

Ante la exigencia de grupos feministas en el país de despenalizar el aborto, la máster en bioética aseguró que, "definitivamente, es un atentado y que se estaría faltando al primer derecho humano fundamental", a la vida.

"No lo veo bien para el país, porque todo paga sus consecuencias. Ahorita nosotros los adultos queremos despenalizar el aborto, después los jóvenes van a pedir que se legalice la eutanasia", ejemplifica.

La ginecóloga estimó que el aborto no es justificado en ninguna circunstancia, ya sea terapéutico, ético o eugenésico; aseveró que la vida del ser humano debe respetarse.

Más bien, la doctora estimó que deben crearse estrategias para mejorar las condiciones de salud y educación.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación