Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Kevin Casas Zamora "Los países deben hacer una reflexión muy profunda del papel de la OEA"

El Secretario de Asuntos Políticos de la OEA habla sobre el proceso de elección de autoridades del foro

Kevin Casas-Zamora, ha sido secretario de asuntos políticos de la OEA.

Kevin Casas-Zamora, ha sido secretario de asuntos políticos de la OEA.

Kevin Casas-Zamora, ha sido secretario de asuntos políticos de la OEA.

La Organización de Estados Americanos (OEA) está a las puertas de un proceso de elección de su Secretario General, en vista de que el actual, José Miguel Insulza, concluye su período en mayo de 2015.

El Secretario de Asuntos Políticos de ese foro hemisférico, Kevin Casas Zamora, advierte que los países deben aprovechar esta coyuntura para replantear algunos aspectos conceptuales en la organización.

Asimismo, explica la situación que están viviendo los países del Triángulo Norte, y cómo mejorar las condiciones de los ciudadanos.

¿Cómo se vislumbra el futuro de la Organización de Estados Americanos (OEA) luego de las elecciones del nuevo Secretario General?

Yo quisiera ver que esta elección sirva como ocasión para que los países hagan una reflexión muy seria, muy profunda del papel que la OEA puede jugar a futuro, como un foro indispensable. ¿Por qué? Yo siento que hay algunos temas como el de la propia seguridad, la lucha contra el crimen organizado, la migración, los temas de la democracia que solo pueden discutirse de manera inteligible si están los países del hemisferio alrededor de la mesa

Esta pretensión de excluir a otras voces de la mesa me parece que es error. La OEA es un espacio indispensable y ojalá los países aprovechen esta coyuntura para tener una discusión profunda sobre las cosas que la OEA vale la pena que siga haciendo.

¿Esto podría darle un giro a la organización y hacerla más dinámica?

Lo que uno quisiera es una reflexión profunda sobre cuál es el papel de la OEA en esta nueva arquitectura diplomática del hemisferio, donde hay otras instituciones que han emergido pero que no le quitan necesariamente un papel central a la OEA como foro donde ventilar esos temas, donde es necesario que todo el hemisferio esté sentado.

Ojalá se aproveche esa coyuntura del nuevo secretario general para tener esa discusión. Si no se hace ahora será muy difícil hacerlo en otro momento.

¿Cree que hay diferencias entre los países que no se quieren adherir del todo a lo que plantea la Carta Democrática Interamericana? Hay diferencias profundas de concepto sobre lo que se entiende por democracia en diferentes países del hemisferio, y eso hace que a veces el trabajo de la secretaría general sea complicado, porque los países no están de acuerdo sobre ciertos elementos centrales de la democracia y hay una gran renuencia a sentarse a discutir casi cualquier aspecto que tiene que ver con la carta democrática interamericana.

La Carta Democrática Interamericana necesita reformas importantes, porque fue un documento concebido en función de amenazas a la democracia que de alguna manera han venido quedando atrás. Abrir esa discusión es problemático. Puede arrojar un resultado menos favorable en términos de la protección de la democracia que lo que tenemos hoy.

¿Cómo ve actualmente la situación que viven los países del Triángulo Norte?

El Triángulo Norte presenta vulnerabilidad muy grande en el contexto latinoamericano, con niveles de violencia absolutamente descontrolados, con una debilidad institucional muy seria. Claro, cada país, en diferentes manera y grados. Hay un problema seria de exclusión de la juventud, de marginalización respecto de oportunidades productivas y educativas. Y un problema muy complejo de inserción en la economía global. Son países que de alguna manera siguen apostando su crecimiento económico a industrias que compiten por bajo salario.

¿Cuál es la clave entonces para estos países para poder salir de la crisis que usted menciona?

Si estos países no hacen un esfuerzo por hacer las inversiones, que son en bienes y servicios públicos, si no invierten en infraestructura, en desarrollo e innovación, si no invierten en educación, en oportunidades para su juventud me temo que el riesgo que corren es que su única fuente de sostenibilidad económica sea exportar a su gente.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación