Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Goes se compromete a mejorar el Zacamil

Sindicatos dicen que gobierno reconoció la problemática

Usuarios del hospital nacional Zacamil esperan que les programen la cita médica. Foto EDH / archivo

Usuarios del hospital nacional Zacamil esperan que les programen la cita médica. Foto EDH / archivo

Usuarios del hospital nacional Zacamil esperan que les programen la cita médica. Foto EDH / archivo

La atención en los distintos servicios del hospital Zacamil fue restablecida ayer, luego de una reunión que los sindicatos sostuvieron con el secretario de Asuntos Estratégicos, Hato Hasbún y las autoridades del Ministerio de Salud.

De acuerdo con Carlos Ramos, secretario del sindicato de médicos, ambos se comprometió a buscar una solución a la crisis del establecimiento.

Añadió que las autoridades reconocieron las deficiencias del hospital; una de las medidas de inmediato fue el retiro de una cuña radiofónica en el que el Minsal hacía ver que los problemas no eran ciertos.

El viernes se reunirán nuevamente para buscar resolver las deficiencias en plazos cortos. Junto a cada uno de los acuerdos habrá un plazo.

El sindicato de médicos y de trabajadores demandaron personal, renovación de equipo, abastecimiento de insumos y medicamentos y pago de salario a los residentes.

La reducción de labores se mantuvo en una decenas de áreas del establecimiento por nueve días.

La ministra de Salud, María Isabel Rodríguez, manifestó días atrás que se trataba de un hecho montado superficialmente.

Las autoridades reiteraron que había fines políticos y que no existían problemas de abastecimiento.

Los sindicatos constantemente negaron que se tratara de un movimiento político.

En la reunión del martes, se planteó la solución a corto plazo de dotar de recursos humanos con el préstamos o transferencia de personal de otras áreas, de forma temporal, aunque no se definieron cifras.

Ramos expresó que el 6 de abril se espera que una lavadora llegue al país y que a finales de ese mes esté funcionando. Por el momento solo tienen una máquina que no trabaja al cien por ciento.

Ayer por la mañana, llevaron 1,700 libras de ropa a lavar al Seguro Social.

"Nosotros siempre hemos entregado ropa, aunque no la que se necesitaba", dijo una empleada de Lavandería.

Al día se requieren unas 3,500 libras.

Mientras que el equipo para esterilizar ropa quirúrgica sigue fallando.

Ramos comentó que tenían poca ropa para operar, pero no llegaron todos los pacientes. El autoclave es parte del equipamiento que ha prometido el Minsal.

Agregó que confían en que las autoridades le den una solución al problema.

"Es diferente trabajar en malas condiciones o en condiciones precarias cuando no se mira cerca una solución, pero ya hay una luz de esperanza", acotó Ramos.

Atención médica se normaliza

Elena Lara entró un poco preocupada al hospital Zacamil, tenía temor de que la reducción de labores continuara y no pudiera realizarse un estudio del abdomen, previo a la cirugía de hernia que le realizarán el 12 de mayo.

Pero al acercarse a la ventanilla de rayos X, la calma le volvió.

Lara manifestó que en estos días estuvo pendiente de las noticias y la noche del martes se enteró que las protestas se suspendieron.

Óscar Fuentes es otro de los usuarios que llegó dudando de que hubiese atención, pero recibió su consulta sin problemas y también le otorgaron una cita para una prueba de rayos X.

"Gracias a Dios, anoche (martes) supimos que habían llegado a un acuerdo, me puse contento, porque me decía: voy a perder la cita y después hay que sacar otra y las enfermedades van avanzando", comentó Fuentes.

Ana Cisneros también se retiró del área de citas tranquila, el martes prefirió no asistir al hospital porque supo del paro, pero tras enterarse de que la atención se restablecía ayer se acercó al centro médico.

Al día, en el Zacamil se brindan entre 500 y 600 consultas médicas y se realizan 25 cirugías programadas.

Ayer, las pancartas en los diferentes áreas con reducción de labores fueron retiradas.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación