Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Gobierno busca $2 mil millones para seguridad con impuesto a telefonía

Un impuesto a las llamadas es la oferta más fuerte para el plan de seguridad, según Hato Hasbún.

Impuesto a telefonía

El impuesto a la telefonía ya ha generado rechazo porque recaerá en los usuarios de servicios telefónicos e Internet. | Foto por Archivo

El secretario de gobernabilidad de la presidencia, Hato Hasbún, dijo en la entrevista radial de Pecho y Aída que grabar un impuesto a las llamadas telefónicas es una de las propuestas con más fuerza para obtener los fondos para el financiamiento del programa El Salvador Seguro.
Destacó que es solo una propuesta y que es el presidente Salvador Sánchez Cerén quien tiene que decidir. 
Hasbún reconoció que se deben mejorar las condiciones de los agentes de la PNC y de los soldados de la Fuerza Armada, así como aumentar sus salarios, pero para ello se deben buscar recursos.
El funcionario mencionó que en el país hay 50 municipios más afectados por la inseguridad y ahí se enfocarán la mayor parte de los fondos.
"Se debe trabajar en recuperar comunidades, más que recuperar territorios", explicó Hasbún. 
Destacó que la PNC se mantiene en estado permanente de emergencia.
En cuanto a la explosión del coche bomba ayer frente al Ministerio de Hacienda, aseguró que son acciones de las pandillas en respuesta a las actividades que el Gobierno está ejecutando en materia de seguridad.
Aclaró que la orden del presidente es combatir todo tipo de delincuencía.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación