Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Gasto corriente del gobierno fue de $81 millones más en 2014

Las cifras del Ministerio de Hacienda revelan que, hasta noviembre de 2014, el Gobierno ha hecho más gasto corriente con respecto al mismo período de 2013. También se registra una caída de la inversión pública, con lo que el Gobierno realiza obras d

Hacienda no ha dicho en qué gastará los $18 millones que dice haber ahorrado.

Hacienda no ha dicho en qué gastará los $18 millones que dice haber ahorrado.

Hacienda no ha dicho en qué gastará los $18 millones que dice haber ahorrado.

Pese a que el Gobierno dice haber ahorrado $18.4 millones que serán destinados a programas sociales, al cierre de noviembre de 2014 las cifras del Ministerio de Hacienda sobre gastos corrientes reflejan un aumento de $81.7 millones.

A finales de noviembre de 2013, el gobierno gastó $4,103.9 millones, mientras que en 2014 llegó a $4,185.6 millones. Esto implica un aumento del 2 %, según señalan las estadísticas del Ministerio de Hacienda.

Es más, el gobierno también incrementó el consumo en $111.5 millones, es decir un 4 % con respecto a los datos de 2013. El consumo se elevó de $2,763,9 millones en 2013 a $2,875.4 millones de 2014.

Estas cifras contrastan con las proyecciones del Gobierno, que estima un recorte en el Presupuesto General de la Nación en gastos por bienes y servicios del 5 % con respecto a 2014, además de afirmar que con un plan de austeridad se eliminarán "gastos innecesarios y de bajo impacto social" y se generará ahorro público para "aumentar la inversión social estructuralmente sostenible".

Pese al anuncio que ha hecho el Gobierno sobre el ahorro de $18.4 millones, aún no han revelado a qué carteras de Estado se reforzará o qué obras o programas sociales serán financiados con dichos fondos.

Para tener la versión del Gobierno sobre este tema, se intentó contactar al subsecretario de Comunicaciones de Casa Presidencial, pero éste no respondió las llamadas a su teléfono celular.

Baja inversión

Por otra parte, lejos de reducir el gasto superfluo, las estadísticas también reflejan que la inversión pública del gobierno, es decir las obras sociales importantes, ha caído con respecto al mismo período de 2013.

Las cifras arrojan que la inversión pública se redujo de $647.8 millones en noviembre de 2013 a $543.5 millones en el mismo mes de 2014. Es decir, se ha dejado de invertir $104.3 millones en obras de importancia, lo que implica una reducción del 16.1 %.

Tanto la baja inversión como el aumento del gasto suponen un golpe a la economía del país, de acuerdo con analistas económicos.

Para el economista Rafael Lemus, el ahorro anunciado no es sustancial en vista de que los gastos no se reducen. "Ahí la situación es desfavorable para el país porque hay menos inversión pública. Hay un 16 por ciento menos de inversión pública con respecto a 2013, eso significa que estamos haciendo menos obras y creando menos empleos para la gente, que es algo que tanto necesita el país", advirtió.

Lemus sostuvo que, a pesar de haber ahorrado en algunos rubros, si el gobierno no incrementa la inversión y gasta en publicidad o en otros rubros irrelevantes, no se logrará tener más obras sociales y crecimiento económico.

Según dijo, no es de pedirle al gobierno que gaste menos, sino que reduzca el gasto innecesario y que eleve la inversión pública.

"En la medida que estoy haciendo más gasto corriente complico la gestión fiscal, porque estoy creando más plazas, más gastos de funcionamiento y eso no me agrega más capacidad de gestión", señaló.

Por otra parte, consideró que el incremento de gasto no tiene sentido cuando se gasta más y se realizan las mismas actividades. "Nos hace falta tener más capacidad de gestión y tener programas de gasto efectivo", acotó.

Aunque estos indicadores son a noviembre de 2014, Lemus sostuvo que no es posible aumentar los niveles de inversión en un mes, sobre todo porque el gobierno realiza el cierre de sus actividades una semana antes de que finalice el año.

Por su parte, el analista económico Claudio de Rosa, aseguró que la reducción de la inversión, sumado al atraso en el pago a proveedores, es una salida del Gobierno para reducir el déficit fiscal (cuando el dinero utilizado es mayor al recibido).

"El Gobierno tenía una proyección, que la dio el ministro de Hacienda (Carlos Cáceres), que el déficit iba a estar entorno a mil millones de dólares, pero ese nivel de déficit no tenía financiamiento, entonces han tenido que hacer algunos ajustes y los ajustes se han hecho para contener el nivel de déficit fiscal que estará a final de 2014 a un nivel parecido al de 2013. Han ajustado con una reducción de la inversión pública", explicó De Rosa.

De Rosa explicó que, si no hay inversión, hay un gasto menos para el Estado. "Si no le pago a los proveedores, el déficit es menor porque de los 100 millones que no pagué, más los 100 millones que no invertí, ya son $200 que me reducen a $850 en vez de $1,050 millones de déficit, que es lo que el ministro de Hacienda anunció", advirtió.

A juicio del economista, esta reducción en la inversión pública del Gobierno tiene como efecto "aplicar un freno adicional a la actividad económica" y genera pobre crecimiento económico.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación