Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Fomilenio II renovará 342 escuelas y ampliará carretera del litoral

Se desarrollarán proyectos de mejora de clima de inversión y capital humano 

Entra en vigor oficialmente Fomilenio II

La embajadora de Estados Unidos expresó que hay grandes apuestas en el país para los próximos cinco años.

La entrada en vigor del Fomilenio II se oficializó ayer en la Universidad Don Bosco para un plazo de cinco años en donde se implementarán tres proyectos: clima de inversiones, capital humano e infraestructura logística por un monto total de 365.2 millones de dólares, los cuales se dividen en $277 millones donados por el gobierno de los Estados Unidos a través de la Corporación del Reto del Milenio (MCC, por sus siglas en inglés), y una contrapartida de 88.2 millones de dólares por parte del gobierno de El Salvador.

Autoridades de la junta directiva del compacto establecieron que todavía no hay una fecha para empezar a ejecutar los proyectos, sino que se  debe realizar la planificación para cada uno, con la cual se solicitará el desembolso para cada actividad.
 
El acto fue presidido por Roberto Lorenzana, secretario técnico de la presidencia; Mari Carmen Aponte, Embajadora de Estados Unidos en El Salvador; William Pleités, director ejecutivo para Fomilenio II; Roberto Murray Meza, representante del sector privado en la junta directiva de Fomilenio II; Sarah Crawford, residente adjunta de MCC para El Salvador; y Salvador Sánchez Cerén, presidente de la República. 

Mari Carmen Aponte, en su discurso expresó que “tenemos grandes apuestas en estos cinco años, queremos mejorar la productividad y la competitividad de El Salvador en los mercados internacionales y esto sucederá al mejorar la normativa burocrática y proporcionar servicio al público en colaboración con el sector privado y reducir los costos logísticos de transporte para promover un buen entorno de negocios”.

Cada uno de los proyectos que se llevarán a cabo tendrán sus ejes transversales; en el caso del clima de inversiones se divide en mejora regulatoria y desarrollo de asocios público-privados; para capital humano se realizará mejora de la calidad educativa y fortalecimiento del sistema nacional de formación técnica profesional; y finalmente, para la infraestructura logística se ampliará la carretera del litoral y la infraestructura del paso fronterizo.

Lorenzana, por su parte, indicó que “esta es una experiencia muy importante desde el punto de vista de la relación del sector público y privado en medio de un ambiente complicado, esta experiencia refleja que podemos avanzar juntos y que podemos coordinar y entendernos”.

Aponte añadió que “el Gobierno de los Estados Unidos está totalmente comprometido en hacer de esto un éxito, creemos que la única forma que el país (El Salvador) va a desarrollarse sosteniblemente es a través del desarrollo económico y que a su vez va a reducir la pobreza”.

Para la embajadora este es el objetivo social, puesto que considera que la nación “va a progresar cuando todos los salvadoreños progresen”.

Roberto Murray Meza reiteró sobre la importancia de los ejes del proyecto de clima de inversión y su impacto económico y social, considerando que “el propósito de promover la inversión es la generación de empleo para combatir la pobreza de una manera efectiva”.

El empresario mencionó que “como representante del sector privado, deseo expresar que trabajemos juntos con todas las fuerzas vivas del país para que Fomilenio II sea un verdadero detonante para el desarrollo”.

Para Murray Meza la mejora del clima de inversión es un proyecto positivo porque “precisamente ha habido cierta inconformidad por parte del empresariado, sobre la tramitología, sobre la burocracia que hay en el país y este proyecto toca esos temas y crea procedimientos, políticas y formas para que las inversiones puedan hacerse de una forma más efectiva”.

No obstante, aunque este es un paso en dirección a acrecentar la inversión, tanto nacional como extranjera, aun hay temas y complicaciones de seguridad que el país debe atender, explicó el empresario.

Por otra parte, la embajadora, Mari Carmen Aponte, aseveró que “todos estos proyectos son parte de un objetivo primordial, uno que queda implícito dentro de los parámetros de las metas técnicas de este gran e importante proyecto, me refiero a la producción de una rara materia prima que se requiere con urgencia en El Salvador: la esperanza, tenemos que invertir todos nuestros esfuerzos en crear esperanza para el país”.

Uno de los ejes fundamentales del proyecto es el de capital humano, en donde se espera beneficiar cerca de 175 mil estudiantes de 342 escuelas de la franja costera marina del país. Esto lo logrará al mejorar “la calidad educativa y las condiciones de infraestructura, además de fortalecer la formación técnica profesional a nivel nacional para que la población joven salvadoreña tenga mayores oportunidades de insertarse en el mercado laboral”, establece un comunicado emitido por la MCC.  Para todos los proyectos de capital humano se contará con un financiamiento de 115.7 millones de dólares, el cual también incluye el fortalecimiento del sistema nacional de formación técnica profesional.
 
Los proyectos a realizarse
Uno de los principales proyectos del compacto es el clima de inversiones que inicia con un eje importante que es la mejora regulatoria, con la cual se busca crear las condiciones para una revisión continua de leyes, reglamentos y procedimiento que afectan el establecimiento y la operación de negocios en la nación.

Para esta actividad se ha designado un presupuesto de 6 millones de dólares para su implementación y se enfocará en el sector de los transables, es decir, bienes y servicios exportables. Sin embargo, también posee el potencial de “sentar las bases para lograr una regulación más eficiente y efectiva en todos los ámbitos del quehacer nacional”, según representantes de la MCC.

De igual forma, se establecerán asocios público privados para la ejecución de obras, en este caso Fomilenio II proveerá apoyo técnico y financiero para la realización de estudios, contratación de consultores especializados, contratación de banca de inversión y fortalecimiento de capacidades en las instituciones del Estado involucradas.

En el caso de la infraestructura, se tiene como objetivo la ampliación de la carretera del litoral que recorre 24 kilómetros de dicho corredor de transporte entre el Aeropuerto de Comalapa y Zacatecoluca.

William Pleités indicó que para cada proyecto se realizará una planificación semestral con la cual se pedirá el desembolso. Asimismo, se han creado procesos de fiscalización en la ejecución de las actividades, con una auditoría constante por parte de la MCC y de mecanismos de contraloría nacionales para fortalecer la transparencia en el desarrollo de los proyectos.

Todos estos proyectos son parte de un objetivo primordial, uno que queda implícito dentro de los parámetros de las metas técnicas de este gran e importante proyecto, me refiero a la producción de una rara materia prima que se requiere con urgencia en El Salvador: la esperanza. -Mari Carmen Aponte, Embajadora de Estados Unidos en El Salvador
Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación