Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

El FMLN acepta que entrar a Petrocaribe es más deuda

Alcaldías del FMLN ya tienen deuda con Venezuela vía negocios con Alba Petróleos, de lo cual no rinden cuentas

Medardo González defendió que al negociar el Estado con Petrocaribe se obtendrían $640 millones para planes sociales. foto edh

Medardo González defendió que al negociar el Estado con Petrocaribe se obtendrían $640 millones para planes sociales. foto edh

Medardo González defendió que al negociar el Estado con Petrocaribe se obtendrían $640 millones para planes sociales. foto edh

El secretario general del FMLN, Medardo González, admitió ayer que ingresar como país a Petrocaribe es adquirir más deuda, aunque justificó que se tratará de un préstamo a largo plazo y con un interés más bajo que el que otorgan los organismos financieros internacionales.

"Petrocaribe nos puede dar a nosotros la posibilidad de tener una masa física, líquida, que le pueda permitir al Estado hacer una inversión, aunque se está claro que es una, es una deuda que hay que pagar", afirmó ayer González en la entrevista en canal 12.

Y es que el FMLN planteó en su XXX Convención Nacional realizada el pasado domingo 1 de septiembre que adherirse a Petrocaribe será una de las tres fuentes de financiamiento para apalancar los programas sociales que contemplan dentro del plan de gobierno de la fórmula presidencial efemelenista en caso de ganar las elecciones presidenciales de 2014.

Sin embargo, la diputada de oposición al gobierno de Venezuela, María Corina Machado, quién estuvo en el país en días pasados por invitación del Movimiento 300, reflexionó que "el precio del Petrocaribe es la soberanía" de El Salvador.

En una entrevista concedida a El Diario de Hoy, Machado afirmó que los negocios de Petrocaribe no se manejan con claridad en Venezuela y tampoco son fondos aprobados por la Asamblea Nacional de ese país como para usarlos en ayuda a otros países.

Denunció además corrupción, así como manejo del sobreprecio de la gasolina al antojo del gobierno venezolano y la poca inversión de la maquinaria petrolera, y de paso advirtió del grave peligro que corren los países que aceptan negociar con Petrocaribe.

"Estos recursos no vienen para el bienestar de El Salvador, vienen para lograr el control y el dominio y la sumisión de El Salvador a un régimen extranjero", aseveró.

Pero el FMLN ha negado que adherirse a Petrocaribe atente contra la soberanía del país y ha defendido los beneficios económicos. Uno de ellos, según dijo González ayer, significa adquirir deuda por la que el Estado pagaría un interés del 1 % cuando la banca internacional cobra de 4 % al 5 %.

Según González, partiendo de lo que afirman especialistas en la materia, la factura petrolera del país ronda los $1,600 millones al año, la reducción en el pago de los intereses del préstamo le permitiría al país obtener $640 millones, de los cuales $600 millones al año serían orientados a impulsar programas sociales nuevos y seguir con los iniciados por el actual gobierno.

Los $40 millones restantes, aseveró, servirían para cancelar la factura del combustible que Petrocaribe ofrece al país a 25 años plazo. "Con un fondo aproximado de $30, $25 millones, el Estado puede ir pagando esa deuda", acotó.

Varias alcaldías del FMLN mantienen otra deuda con Venezuela vía Alba Petróleos, de la que no hablan, sólo resaltan que las utilidades las invierten en proyectos sociales.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación