Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Exalcalde: concejo de Nuevo Cuscatlán pasó sobre derechos de 48 familias pobres

Exedil Rodríguez declaró que desde que se emitió el acuerdo para entregarle el terreno a la comunidad, sus moradores adquirieron derechos sobre el mismo, pero luego la alcaldía de Bukele se lo devolvió al IPSFA. Este último, agregó, tiene que explic

Exalcalde: concejo de Nuevo Cuscatlán pasó sobre derechos de 48 familias pobres

Exalcalde: concejo de Nuevo Cuscatlán pasó sobre derechos de 48 familias pobres

Exalcalde: concejo de Nuevo Cuscatlán pasó sobre derechos de 48 familias pobres

Pese a que ya tenían derechos adquiridos sobre un nuevo terreno, 48 familias de la comunidad Zamora Rivas deben resignarse a vivir con riesgo de desastres después de que la alcaldía de Nuevo Cuscatlán, presidida por Nayib Bukele, devolvió al Instituto de Previsión Social de la Fuerza Armada (IPSFA) la propiedad que años antes les había cedido para que vivieran más seguras.

Así lo explica el exalcalde de la comuna, Thomas Álvaro Rodríguez, cuya administración en 2011 fue la que acordó con el IPSFA que le entregaran un terreno de 2.5 manzanas a la comunidad pobre, porque en el que viven es zona de "alto riesgo" de deslaves.

El IPSFA dio el nuevo terreno como una "compensación social" al municipio por la construcción del proyecto urbanístico Kuaukali.

Al entregar el lote a la comuna en esa época, el concejo y el instituto de pensiones militares acordaron que sería para obras de beneficio, entre ellas proyectos de vivienda social, complejos deportivos y guarderías, entre otros.

"Son derechos que ellos (los vecinos) adquirieron a través de un acuerdo del Concejo, pero aún hoy siguen ubicados en una zona de alto riesgo", explicó Rodríguez.

En febrero de 2011 el concejo de Nuevo Cuscatlán, entones presidido por Rodríguez, junto con la Asociación de Municipios de la Zona Sur de La Libertad (Amusdeli) y la Oficina de Planificación de los Municipios de la Zona Sur de La Libertad (Opamur), presentaron un informe técnico que determinó el riesgo en que viven las familias. Luego el IPSFA cedió el inmueble a la alcaldía y se comprometió a proveer la conexión de agua potable y de otros servicios básicos.

Con eso definido, la escritura se inscribió en el Centro Nacional de Registros (CNR) y se emitió un acuerdo municipal "que le dio los derechos a la comunidad", agregó el exedil.

"La escritura de donación del IPSFA y el acuerdo de la alcaldía daban legitimidad a todos los derechos que la comunidad exigía. Así son todos los procesos de compensación, ya sea social o ambiental", recordó el alcalde.

En vista del alto riesgo que enfrenta la comunidad, se esperaba que en 2012 se trasladaría a los moradores al nuevo terreno y se hicieron las gestiones para servicios básicos.

Sin embargo, dice Rodríguez, el terreno que tenía un valor de $125,000 fue devuelto al IPSFA por la administración de Bukele mediante un pago de $571,570, algo que califica de "extraño" porque el ni el IPSFA o la comuna han explicado las razones de un monto "tan elevado".

Una de las integrantes de la Asociación de Desarrollo Comunal (Adesco), quien pidió reserva de su nombre por temor a represalias, explicó que inicialmente Bukele prometió a las familias construir casas de dos pisos en el nuevo terreno, previo a las elecciones municipales de 2012.

Sin embargo, agregó, al asumir como alcalde Bukele aseguró a residentes de la comunidad que el terreno ya no estaba. "(Bukele) sólo ha venido tres veces aquí. Le dijimos que nos diga dónde están las tierras, porque como directivos (de la Adesco) queríamos saber, y dijo que la tierra está y las casas nos las iban a dar", señaló.

Ante la duda de si el concejo de Bukele podía o no derogar el acuerdo emitido en la administración de Rodríguez y devolverle la propiedad al IPSFA, el exalcalde es categórico: "No se podía actuar con retroactividad porque va contra la Constitución y las leyes. El concejo puede derogar un acuerdo, pero no revertir los derechos adquiridos de los vecinos. Eso va en contra de cualquier ley", enfatizó.

A juicio de Rodríguez, lo correcto hubiera sido convocar a un asamblea comunitaria y pedirle opinión a los habitantes, como manda la legislación, no desinformar al indicar que el terreno no existía, pese a que está inscrito en el CNR.

Rodríguez además explicó que a los vecinos les han ofrecido un terreno de una manzana cerca del cementerio, lo cual han rechazado porque no les permite salir de la situación de alto riesgo.

"Nadie quiere vivir cerca de un cementerio. Además se trata de un terreno que no es el adecuado porque está cerca de una quebrada, eso es más inseguro que la actual situación de la comunidad", puntualizó el exalcalde.

IPSFA, sin dar posición

El Diario de Hoy buscó al gerente general de la institución, coronel retirado René Antonio Díaz, quien argumento que "no leyó el artículo" de este periódico para dar una respuesta institucional.

"Aun no lo he leído, no podría comentar, pero se puede venir otro día porque hoy estoy bien ajetreado. Me tienen bien arrinconado con tanta información sobre estos temas", fue la respuesta del gerente.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación