Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Escuelas sin fondos para funcionar

Según gremios docentes los centros reportan no haber recibido dinero

Las necesidades, entre ellas la de mobiliario escolar nuevo, son evidentes en el centro escolar 22 de Junio, de Mejicanos. Foto EDH/ René EstradaLa escuela 22 de junio requiere de materiales para que los docentes trabajen con los niños. Foto EDH/ Ren

Las necesidades, entre ellas la de mobiliario escolar nuevo, son evidentes en el centro escolar 22 de Junio, de Mejicanos. Foto EDH/ René EstradaLa escuela 22 de junio...

Las necesidades, entre ellas la de mobiliario escolar nuevo, son evidentes en el centro escolar 22 de Junio, de Mejicanos. Foto EDH/ René EstradaLa escuela 22 de junio requiere de materiales para que los docentes trabajen con los niños. Foto EDH/ René Estrada

Los centros educativos públicos del país han visto llegar el cuarto mes del año sin recibir el dinero requerido para cubrir las necesidades elementales. Hasta el momento, carecen de dinero para la compra del material educativo que se usa en las aulas, la adquisición de papelería, reparación de equipos, rehabilitar infraestructura, además del pago de los servicios básicos.

Uno de los que afronta el problema es el centro escolar 22 de Junio, de Mejicanos. La directora, Ana Edith Rivas, expuso que necesitan reparar los baños de los niños, comprar focos. También sustituir chorros dañados, material de limpieza y renovar el mobiliario escolar.

Paz Zetino Gutiérrez, secretario general de la gremial docente Bases Magisteriales, expresó que él consultó el martes en dieciocho centros educativos ubicados en La Libertad, Morazán y La Paz pero en la mayoría le confirmaron que no habían recibido el dinero del presupuesto escolar que está destinado a funcionamiento.

"Lo único que ha llegado es un fondo de gratuidad para pagar empleados administrativos y de servicios. En algunas escuelas lograron pagar los primeros tres meses (de salario)", expuso.

El también subdirector del centro escolar Walter Soun dy, de Santa Tecla, La Libertad, expone que la situación es lamentable porque "pareciera que esto se convirtió en un estilo de trabajo de estas administraciones (de gobierno)".

De acuerdo con lo externado por Zetino Gutiérrez es una medida desatinada que el Ministerio de Educación (Mined) haya caído en la dinámica de dotar tardíamente de recursos a las instituciones educativas del sistema público.

"En realidad eso a lo único que contribuye es a desmejorar los servicios en las escuelas públicas", advierte.

El representante de Bases Magisteriales sostiene que es una situación delicada en momentos en que al país se le está demandando que trabaje para lograr la calidad en el sistema educativo.

"He dicho siempre que un consenso nacional en temas educativos es trabajar sobre la calidad y ellos se equivocan, piensan que los maestros somos los únicos responsables de cualificar el sistema. Sí, nosotros tenemos buena responsabilidad en ello, pero yo sin los instrumentos básicos, sin los recursos mínimos necesarios difícilmente voy a hacer bien las cosas", aseguró.

Según explica el dirigente de Bases Magisteriales los resultados que obtuvo en el sondeo en las dieciocho instituciones indican que el dinero para el funcionamiento llegará tarde a las escuelas, tal como ocurrió el año anterior cuando muchas recibieron esos fondos después de que finalizó el año lectivo.

Pese a que el panorama actual no es alentador para las instituciones educativas del sistema público, Paz Zetino Gutiérrez expresó su esperanza de que las autoridades de Educación no esperarán hasta que llegue el segundo semestre del año y que las gremiales realicen protestas para desembolsar los recursos financieros a las escuelas.

Francisco Zelada, secretario general de la gremial Simeduco, expuso que antes de salir de vacaciones por lo menos 2,232 centros rurales que eran de la modalidad Educo y que pasaron al sistema regular no habían recibido fondos, ni siquiera para pagar personal administrativo, pero estima que esta semana la situación no ha variado.

Y es que a estas alturas el Ministerio de Educación (Mined) tampoco ha colocado en su sitio en Internet las disposiciones para la asignación del presupuesto de funcionamiento a las instituciones de enseñanza, como se pudo observar el miércoles durante una visita al sitio.

Zelada explicó que en el caso de los centros rurales la situación es aún más complicada debido a que al cambiar de modalidad dejaron de ser administrados por Asociaciones Comunales Educativas y pasaron a ser manejados por Consejos Directivos Escolares (CDE), pero estos últimos no están legalizados en su totalidad.

"Con el cambio de firmas y cuentas bancarias ellos (Ministerio de Educación) tienen que publicar en el Diario Oficial los nuevos acuerdos de los CDE y ahorita llevan como un 20 % de publicaciones", comentó el representante del Simeduco.

Zelada expuso que la situación "es grave", ya que los empleados administrativos de las escuelas rurales están preocupados y hasta han tenido que recurrir a hacer préstamos con agiotistas para poder sobrevivir mientras el gobierno desembolsa. "Hay una calamidad increíble en los centros educativos públicos y eso obviamente impacta en la calidad de los servicios que se da a la población", subraya el dirigente sindical.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación