Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Escepticismo entre disidentes de Cuba y de Venezuela

Dirigentes de organizaciones de jóvenes disidentes denunciaron en la Cumbre de las Américas violaciones a libertades en ambos países. Reclaman apertura

Simpatizantes chavistas y castristas y disidentes cubanos y venezolanos se vieron envueltos en incidentes violentos durante la cumbre en Panamá. Foto eDH

Simpatizantes chavistas y castristas y disidentes cubanos y venezolanos se vieron envueltos en incidentes violentos durante la cumbre en Panamá. Foto eDH

Simpatizantes chavistas y castristas y disidentes cubanos y venezolanos se vieron envueltos en incidentes violentos durante la cumbre en Panamá. Foto eDH

Organizaciones de jóvenes de Cuba y Venezuela que participaron en la pasada Cumbre de las Américas denunciaron a sus respectivos gobiernos por restringirles su derecho a la libre expresión dentro y fuera de sus países y por la intolerancia de que son víctimas por "pensar distinto".

Ante esto, se mantienen escépticos de los avances de las relaciones entre Cuba y Estados Unidos mientras se mantenga la represión en la Isla y en Venezuela.

En declaraciones para El Diario de Hoy, tanto Kirenia Núñez, de la Mesa de Diálogo de la Juventud Cubana, como Ana Karina García, de la Red Latinoamericana de Jóvenes por la Democracia, coincidieron en acusar a los gobiernos de Nicolás Maduro y de Raúl Castro de organizar grupos de personas dentro y fuera de sus países para "amedrentar" a personas como ellas que sólo buscan exponer en foros como la reciente cumbre la intolerancia y la violación a las libertades.

Prueba de ello, apuntaron, es que llevaron grupos hasta la cumbre para insultarles y evitar que se expresaran y expusieran lo que sucede tanto en Cuba como en Venezuela.

"Esperábamos que esto no ocurriera pero vemos que tienen más poder de lo que nos imaginábamos, de que aquí logren organizarse y articularse... no nos dejaban expresarnos aquí como en Cuba", afirmó Núñez al referirse a grupos afines al castrismo que llegaron al foro y que según dijo, les insultaron y agredieron con el fin de callarles.

Por su parte, Ana Karin García también lamentó que foros como el de la Mesa de Gobernabilidad, en la que participó en vez de servir para el diálogo y el respeto, se convirtiera en un espacio para el enfrentamiento y de ataque de grupos afines al gobierno de Maduro, de los que dijo les gritaron que eran asesinos, fascistas, terroristas y traidores a la patria.

La activista venezolana acusó además a la embajada de Venezuela en Panamá de financiar con dinero público la llegada de más de mil personas hasta el foro de las Américas pero no para debatir. "Si vinieran a debatir la pluralidad de ideas, ese no es ningún problema, pero vienen a amedrentar a las personas que pensamos distinto", abundó la joven ante la acción de un grupo de activistas chavistas y castristas en contra de su participación en la cumbre.

"Venezuela es un caso más donde un grupo de personas se quieren tomar el continente con corrupción, narcotráfico y debilitar la democracias detrás de regímenes autoritarios y totalitarios", denunció García.

Es más, dijo que si los demócratas no se unen a una sola voz contra este tipo de personas que intentan tomarse el continente, no se podrá lograr la "fuerza necesaria para defender la democracia", al tiempo que dijo que esperaba que los presidentes se pronunciaran sobre la crisis política y económica que se vive en Venezuela.

Núñez hizo referencia incluso a que el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, declaró no estar de acuerdo con lo que ha pasado en la agresión a las voces de la sociedad civil que llegaron a levantar su voz a la cumbre, "porque en Cuba no lo podemos hacer".

"Es necesario que se hable cómo las libertades en Cuba se violan", aseguró la joven dirigente cubana.

De hecho Núñez ve los acercamientos entre su país y los Estados Unidos abren la esperanza a que pueda haber un acceso a internet y convertirse en una puerta para la denuncia de lo que, según ella, ocurre en Cuba.

Esperan apertura

"Ahorita mismo no tenemos acceso a internet; sin embargo, con esta apertura podríamos tener ese acceso que tanto necesitamos por las cosas que nos suceden", afirmó Núñez.

Cifra esta esperanza en que ya ese acercamiento entre Cuba y EE. UU. y que ya propició el primer encuentro histórico entre los presidentes Raúl Castro y Barack Obama en Panamá, ha permitido la excarcelación de 53 presos políticos en Cuba.

"Esta apertura no la vemos solamente para que el gobierno manipule esta apertura, sino que también nosotros como sociedad civil podamos lograr cosas importantes", reclama Núñez.

Para García las pláticas entre Cuba y Estados Unidos tienen su propio significado, y es que le dio "un punto positivo " a favor de su lucha por la libertad y porque viene a decir que Venezuela se está quedando aislada en el plano de las relaciones internacionales.

"El resto de países está entendiendo la importancia de los valores democráticos, demuestra que el gobierno venezolano está errado y que nosotros no solo vivimos en una dictadura, sino que no hay estado de derecho y que Venezuela se queda cada vez más sola", dijo García.

Voces como las de estas dos jóvenes se hicieron sentir en el foro de la sociedad civil como parte de la Séptima Cumbre de las Américas. Incluso, García demandó a los presidentes asistentes a ese encuentro que tomaran en serio su advertencia: "nuestra exigencia como jóvenes a los distintos países es que no se callen a lo que está ocurriendo en Venezuela, porque el día de mañana pueden ser sus países".

Desde la presidenta de la Red Latinoamericana de la Juventud por la Democracia, Micaela Hierro, también se oye la denuncia contra aquellos que quieren callar a organizaciones la que dirige a propósito de los incidentes del jueves pasado en el foro de la sociedad civil.

Incluso denunció que a su llegada a Panamá la Policía la interrogó por una hora. "Me amenazaron que si había algún tipo de disturbio en algún evento donde estuviera presente me iban a deportar. Eso es injusto, porque los jóvenes venimos a hablar en forma pacífica y le están dando vuelta a la tortilla", afirmó.

"Los disturbios los provocaron ellos, no nos dejaban hablar los partidarios del orteguismo, chavistas... nosotros en la Red denunciamos violaciones a los derechos humanos y nadie debe negarnos ese derecho", reclamó.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación