Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Se daña nuevo aparato de aire en el Zacamil

Cirugías programadas se suspendieron, según sindicato

Empleado del hospital Zacamil sale de los quirófanos.

Las cirugías electivas de este viernes fueron suspendidas por falta de ropa limpia en el hospital Zacamil.

Las cirugías electivas de este viernes fueron suspendidas por falta de ropa limpia en el hospital Zacamil.

El aire acondicionado central de los quirófanos instalados, hace pocos meses, en el hospital nacional Zacamil está dañado, lo cual obligó a los doctores a suspender las cirugías programadas, informó Carlos Ramos, del sindicato de médicos de ese sanatorio.

Ramos expresó que el martes las paredes de las salas estaban mojadas, los equipos escurrían agua; y como una medida de emergencia, las autoridades ordenaron habilitar los aires acondicionados viejos.

"Están funcionando (las salas) en forma provisional con los equipos viejos, las cosas que supuestamente ya no servían y por eso pusieron los nuevos, esos son los que están funcionando", comentó Ramos.

El cirujano dijo que si los quirófanos no tienen las condiciones adecuadas de temperatura, de humedad y de recambio de aire, la sala se contamina.

"A estos aires viejos lo que les estaba pasando es que hacían bastante condensación, hacían escarcha y empezaban a gotear", explicó Ramos.

Douglas Martí, director del Zacamil, indicó que el martes al final de la noche los aires centrales de las salas de operación dieron problemas, según el reporte del área de Mantenimiento.

Los encargados llamaron a la empresa que instaló los aparatos para que reparara el desperfecto; el miércoles por la mañana llegaron, pero el equipo volvió a presentar problemas, expuso.

El aire acondicionado central fue instalado en agosto de 2014 a un costo $160 mil, por lo que está dentro del periodo de garantía que da la empresa, aseguró Martí.

El director agregó que mientras la compañía trabajaba en arreglar el equipo se suspendieron cinco cirugías electivas y dos por problemas propios de los pacientes.

Añadió que después se operaron a ocho personas y por la noche a cinco que llegaron de emergencia.

"Cada quirófano, antes de instalar el aire central, tenía su propio aire (minisplits), esto es una medida de emergencia que se ha tenido y de esa forma es que se han estado trabajando los quirófanos", añadió Martí.

El director del Zacamil dice que aunque los aparatos tienen bastantes años de funcionar ofrecen las condiciones necesarias para operar, contrario a lo expresado por Ramos.

Ayer se habían programado 20 intervenciones quirúrgicas.

Martí añadió que el jefe de mantenimiento monitorea el funcionamiento de los equipos de cada sala para asegurarse que funcionan bien, a la espera que la empresa llegue a arreglar el aparato central.

Pero la tarde de ayer, Ramos aseguró que los problemas persisten y que no se han reanudado del todo los procedimientos quirúrgicos.

"No estamos trabajando normal, se están haciendo las ultra emergencias, las colecistitis se les está dando manejo médico y se les está dando de alta", dijo Ramos.

Reiteró que las operaciones programadas casi en su totalidad estaban suspendidas y que los aires comenzaron a funcionar en diciembre de 2014.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación