Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Daboub: En 10 años país bajó al nivel de África

El exfuncionario del Banco Mundial presentó su perspectiva del proceso electoral y las expectativas ante los candidatos

El economista Juan José Daboub, derecha, expuso ante el tanque de pensamiento en Washington. foto edh / tomas guevara

El economista Juan José Daboub, derecha, expuso ante el tanque de pensamiento en Washington. foto edh / tomas guevara

El economista Juan José Daboub, derecha, expuso ante el tanque de pensamiento en Washington. foto edh / tomas guevara

El Centro para Estrategias y Estudios Internacionales (CSIS, por sus siglas en inglés) desarrolló este jueves una ponencia especial para ahondar en el proceso electoral de El Salvador y conocer de primera mano qué está en juego "Elections in El Salvador: What is at Stake?". Como sugería el título de la ponencia a cargo del economista Juan José Daboub.

El director de CSIS, para los Programas de las Américas, Carl Meacham, explicó que este tanque de pensamiento ve con mucha atención los procesos políticos de los países centroamericanos y el impacto que esto tiene en Estados Unidos, razón para invitar a su sede a conocedores de primera mano de la materia.

El economista Daboub, exdirector gerente del Banco Mundial y quien antes fungió también en tres gabinetes de gobiernos de ARENA en El Salvador, expuso ante decenas de investigadores y analistas sus inquietudes sobre el país a partir de la caída en los indicadores económicos y de desarrollo con la que organismos internacionales toman el pulso de todas las naciones.

El exministro de hacienda y actual director ejecutivo del Instituto de Adaptación Global en Washington dijo que El Salvador encaminó reformas desde mediados de la década de 1990 que pusieron al país al nivel de competitividad con Chile y Nueva Zelanda y que esos progresos fueron cayendo por el mal manejo de la hacienda pública en los dos últimos gobiernos hasta llegar a compararse El Salvador con países de muy bajo rendimiento en el mundo, según lo expuso con gráficas actualizadas de las agencias calificadores y de organismos multilaterales.

"No es justo que a El Salvador se le evalúe y se le califique por los últimos 10 años en los que el país se ha puesto a la par de países de África, quiero que conozcan a El Salvador que ha estado a la par de Chile, de Nueva Zelandia y quiero convencer a la gente que es posible estar en esos niveles si hacemos las cosas bien porque eso se traduce en empleos para la gente y oportunidades que hemos perdido. He aceptado venir aquí porque quiero convencer a la gente que El Salvador no es un caso perdido, que hay una historia de éxito atrás y que se puede retomar", enfatizó el economista salvadoreño.

Al evaluar las ternas de los candidatos presidenciales, Daboub dibujó varios escenarios a partir de los perfiles y los antecedentes de los contrincantes; estimó que una segunda vuelta parece probable luego del día de la elección el 2 de febrero y que todo apunta a que esa final se disputaría entre Norman Quijano y Salvador Sánchez Cerén, por el efecto divisorio en el electorado que causaría para la primera vuelta el factor Antonio Saca, de Unidad.

El economista explicó que un segundo gobierno del FMLN podría agudizar los retrocesos al tener en cuenta los aliados del partido oficial y las relaciones estrechas de su dirigencia y el aspirante presidencial con el bloque de países alineados al Socialismo del Siglo XXI.

De haber un escenario favorable a Quijano, según lo revelan las encuestas de opinión levantadas en El Salvador, con un eventual triunfo del candidato de derecha se abriría una ventana de oportunidad al país para recuperar terreno perdido, manteniendo sobre la mesa las demandas de la sociedad civil de asegurar la independencia judicial, el estado de derecho, el combate a la corrupción en un sistema de libertades económicas que es la clave para crear empleo y prosperidad y ensanchar los fondos de las arcas públicas para desarrollar una agenda social sin recurrir al endeudamiento, explicó.

"He expuesto mi opinión. Algunos de los presentes no estarán de acuerdo conmigo es parte de estas dinámicas. Además de estos foros en los centros de análisis en Washington me preocupa también qué está pasando con los centros de toma de decisión como el Senado y el Congreso, el ejecutivo. Hay mucha gente preocupada también por cómo ha ido el país y están preocupados por la incidencia que esto puede tener en dos temas en Estados Unidos: seguridad y migración", puntualizó.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación