Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Cyted impulsa proyectos de investigación en Iberoamérica

El organismo apoya el desarrollo de proyectos científicos en varios campos para el desarrollo de localidades y países

Este programa iberoamericano es un programa intergubernamental de cooperación multilateral en ciencia y tecnología.

Este programa iberoamericano es un programa intergubernamental de cooperación multilateral en ciencia y tecnología.

Este programa iberoamericano es un programa intergubernamental de cooperación multilateral en ciencia y tecnología.

Un equipo de investigadores del Programa Iberoamericano de Ciencia y Tecnología para el Desarrollo (Cyted) conformado por los doctores Roberto Villas Boas, Mahabir Gupta y Jorge Islas, visitaron el país con el fin de participar en un mini foro sobre el mal de Chagas, que fue organizado por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) de El Salvador.

El mal de Chagas es uno de los temas del campo de la salud en que el Cyted ha gestionado una investigación puntual en el istmo. También se conoce que a nivel local desde meses atrás hay un esfuerzo por generar información científica que permita reducir la incidencia de esa enfermedad provocada por la chinche.

Los especialistas aprovecharon para promover el quehacer de la institución, sus aportes en distintas áreas y motivar a los investigadores locales a participar en nuevos proyectos de investigación que impulsa la instancia en por lo menos siete áreas: la salud, agroalimentación; energía, desarrollo industrial; sustentabilidad al cambio climático, tecnología, informática y comunicación. Así como la de Ciencia y Sociedad.

El programa Cyted fue creado en 1984 mediante un acuerdo marco interinstitucional firmado por 19 naciones de América Latina, España y Portugal. Desde 1995 forma parte de los programas de cooperación de las Cumbres Iberoamericanas de jefes de Estado y de Gobierno.

Roberto Villas Boas, quien se desempeña como asesor institucional de esa instancia iberoamericana , expresó que los esfuerzos están enfocados en que los países avancen en la lucha contra la pobreza, posibilitar que la población tenga acceso a bienes y servicios que eventualmente hoy en día no tiene, por ejemplo en el caso de salud, energía, oportunidades de emprendedurismo a pequeña y gran escala en cualquier campo.

Villas Boas, quien es ingeniero en minería, maestro en Ciencias Metalúrgicas y Doctor en Ciencias de la Ingeniería, expresó que los fondos que el Cyted utiliza para financiar proyectos de investigación, que están a cargo de redes formadas por investigadores provenientes de distintos países, son provistos por los estados miembros.

Por ahora los que más aportan son España y Portugal, pero según Villas Boas, el nuevo secretario general del programa, Alberto Majó Piñeyrúa, busca lograr que otros países más grandes y con mejor situación económica incrementen sus aportes financieros, entre ellos México, Argentina, Chile y Brasil.

Desde su existencia el Cyted ha invertido 140 millones de euros. A un promedio de cinco millones de euros por año. Con ello se ha apoyado más de 800 proyectos de investigación.

A criterio de los representantes del programa esta es la única red de investigación que aglutina a un significativo número de países de América y ha propiciado la integración no sólo en el seno de estas naciones, sino entre ellas y las del continente europeo.

A través del Cyted se ha ampliado el conocimiento científico y las oportunidades en el sector empresarial.

Al consultarlo sobre los logros que se han tenido a través del Programa de Ciencia y Tecnología para el Desarrollo, Villas Boas comentó que una de las redes de investigadores de México y Argentina, desarrolló una investigación del área de agroalimentación que permitió establecer la secuencia genética del frijol para mejorar la competitividad de la producción del mismo.

El doctor en Ciencias Farmacéuticas, Mahabir Prashad Gupta, quien se desempeña como Gestor de proyectos del rea de Salud del programa Cyted destacó el legado en términos de intercambio científico entre los países, pero también en materia de formación de investigadores.

"Mucha gente se ha formado en doctorado a través de los contactos. Hay una producción científica enorme, libros sobre temas específicos en nuestro idioma que no habían en la región", manifestó el doctor Gupta, quien enfatizó que esto ha favorecido sobre todo a los investigadores provenientes de países de menor desarrollo.

"A través del vínculo que se ha establecido los investigadores, los centros de investigación, universidades, empresas han podido captar los fondos de la Unión Europea", señaló el gestor del área de salud del Programa, quien además es catedrático de Farmacognosia del centro de Investigaciones Farmacognósticas de la Flora Panameña (Ciflorpan), en la Facultad de Farmacia de la Universidad de Panamá.

Las líneas de investigación definidas por el Cyted en materia de salud enfocan enfermedades infecciosas, crónicas, neurodegenerativas, epidemiología, medicina tradicional, productos naturales y cada año se hacen convocatorias. "Mínimo se requiere seis países para hacer un proyecto de cooperación, se presenta y luego hay un comité especial de expertos internacionalmente reconocidos que evalúan y otorgan subsidio anualmente", explicó.

A la luz del Cyted se creó una estación experimental en la isla Coiba, de Panamá, la cual tiene una biodiversidad única y es patrimonio de la humanidad. Aquí se desarrollarán investigaciones que permitan identificar componentes de las plantas que sirven para combatir enfermedades. Hoy en día, también se cuenta con la Biored, una red en salud, que fue creada para atender el problema del virus H1N1 que afectó México.

De igual forma han financiado proyectos de impacto en materia energética. El doctor Jorge Islas, gestor de proyectos de investigación en esa materia, enunció que se enfocan mucho en aquellos donde se busca aprovechar energías que están disponibles a nivel de las localidad y la región: solar, eólica, geotérmica, hidroeléctrica, biomasa, energía oceánica.

"Hubo una red de electrificación rural de uso masivo que dio como resultado las primeras experiencias que se tuvieron en Iberoamérica, para impulsar la electrificación rural con energías renovables. Allí se crearon protocolos sobre equipos, componentes de equipos, normativas para establecer este tipo de proyectos", detalló Islas.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación