Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Cursos masivos en línea, nuevo reto en educación

Una modalidad de enseñanza que ya es muy usada en Estados Unidos y Europa

Una de las ventajas de los cursos masivos abiertos en línea es que se pueden atender desde cualquier lugar. Foto EDH / ARCHIVOS

Una de las ventajas de los cursos masivos abiertos en línea es que se pueden atender desde cualquier lugar. Foto EDH / ARCHIVOS

Una de las ventajas de los cursos masivos abiertos en línea es que se pueden atender desde cualquier lugar. Foto EDH / ARCHIVOS

La educación superior del país no solo enfrenta el reto de brindar servicios de calidad, sino también el de embarcarse en trabajar con nuevas modalidades de enseñanza, como el caso de los cursos especializados en línea masivos gratuitos que están abiertos para toda persona o profesional interesado en profundizar el conocimiento en algún tema.

Si bien esa modalidad de enseñanza, conocida en inglés como Massive Open On Line Courses, MOOC's, es aprovechada por instituciones prestigiosas de Estados Unidos (Harvard y el Instituto Tecnológico de Massachusetts, entre otros), así como por otras tantas de Europa y de algunos países de América Latina, acá los centros universitarios apenas empiezan a dar pasos en esto.

Según el especialista en Educación, Óscar Picardo Joao, estos cursos masivos que reúnen a gente de todas partes del mundo son parte de lo que se podría llamar educación continua o abierta, suelen ser de alta calidad y se encuentran en plataformas virtuales educativas, entre ellas Coursera y Miríada X.

Tanto Picardo como Ana Ligia Rodríguez, directora de Educación Virtual de la Universidad Doctor José Matías Delgado, advierten que el montaje de esta modalidad no es sencillo ni barato para los centros.

Entre otras cosas tienen que firmar convenios con los propietarios de las plataformas educativas que existen en el mercado, sean gratuitas o pagadas, y se tiene que invertir en capacitar a los profesores, que en este caso pasan a denominarse tutores.

Los dos profesionales reconocen que esto resulta ventajoso para el estudiante porque con solo tener acceso a Internet puede acceder a los cursos a cualquier hora y en cualquier lugar, pero a la larga también favorece a los centros porque hacen proyección social local e internacional y resulta ser un gancho para captar estudiantes.

"Lo que el usuario recibe es actualización y lo que la universidad recibe es prestigio internacional, presencia en la web y capta estudiantes", resume Rodríguez.

Quienes toman estos cursos, aunque se especialicen en un tema no ganan créditos o un título, pero si lo quieren obtener tienen que pagar a las instituciones que los imparten.

Rodríguez aclaró que las capacitaciones de este tipo, que actualmente se sirven a nivel internacional, son para nivel de licenciaturas, ingenierías y arquitecturas.

En la UES

El rector de la Universidad de El Salvador (UES), Mario Lovo, afirmó que en los últimos años ellos han montado en internet un aula virtual en la que se dan cursos de refuerzo gratuitos.

No obstante, los cursos de la universidad estatal solo están dirigidos a los estudiantes que cada año buscan ingresar a la institución.

"Nosotros tenemos récord del país sobre la cantidad de alumnos atendidos en línea con el nuevo ingreso, porque hemos estado atendiendo de forma simultánea más de 25 mil estudiantes o aspirantes", manifestó Lovo.

Óscar Picardo, quien también es director de investigación de la Universidad Francisco Gavidia (UFG), expresó que esa institución ya entró al proceso de educación virtual.

Eso implica que los profesores que brindan algunas carreras elaboran materiales y los suben al sitio en línea que maneja la institución para que sus estudiantes puedan consultarlo; pero además, aseguró que el año anterior el centro ya brindó dos cursos MOOC a través de la plataforma Miríada X.

Uno de ellos fue Introducción al Desarrollo de Aplicaciones Móviles con Windows Phone, y el otro Crecimiento en la Economía Global.

De acuerdo con los datos brindados por Carlos Urías, el director de Tecnologías de la UFG, el primero de los cursos cubrió un total de 5 mil 355 alumnos y el segundo 2 mil 618.

Hubo participantes de 32 países, entre ellos España, México, Perú, Colombia, El Salvador, Ecuador, Venezuela, Argentina y Chile.

Urías sostuvo que se están preparando para retomar los cursos citados, pero también para brindar dos más.

"Se esperan estar ofreciendo el segundo semestre del año", explicó Urías por medio de un correo electrónico.

Proyectos en UFG y Matías

Picardo agregó que la idea de la Gavidia es la de producir la mayor cantidad de cursos posibles y colgarlos en la UFG en línea.

"Eso creemos que ese es el proceso: la universidad en línea, los cursos en línea, los profesores en línea y los estudiantes en línea", subrayó el especialista educativo.

La Universidad Doctor José Matías Delgado también trata de hacer lo propio y de acuerdo con lo externado por Ana Ligia Rodríguez, directora de Educación Virtual, se están preparando para dar bien el salto a los cursos masivos abiertos en línea para que sean de calidad.

Así prevé que lanzarán sus MOOC en dos años.

"En el Plan Quinquenal que presentamos en 2012 - 2018 está contemplado trabajar con los MOOC, salir ya de la universidad a nivel local y ofrecer cursos en forma internacional", agregó.

Rodríguez sostiene que tienen que definir qué contenidos se van a brindar en esos cursos, pero también capacitar a los profesores en el manejo de la plataforma que escojan para trabajar (actualmente trabajan con Universia) y en la elaboración de material de aprendizaje. En junio tienen proyectada una capacitación al respecto. "Viene una experta en elaboración de objetos de aprendizaje y de diseño instruccional", citó.

Según externó, la preparación a estos cursos tiene que ser muy cuidadosa, pues no se trata de subir cualquier documento o video.

"Recuerde que la Matías se caracteriza por ofrecer calidad, antes que cantidad", sostuvo la experta en educación virtual.

Los especialistas en educación afirman que esta forma de enseñar no es una moda, y aunque no sustituirá a la formación que se da en las universidades, se prevé que ha llegado para quedarse. Esto debido a la demanda creciente de acceso al conocimiento, lo cual viene de la mano con las Tecnologías de la Información y Comunicación.

"El MOOC es un cambio radical en el paradigma educativo, porque el alumno es el centro y él selecciona lo que a le interesa. Él se va formando y haciendo especialista, tenga o no tenga la credencial, tenga o no tenga títulos, pero muchos padres de la tecnología ni siquiera tenían títulos", añadió Picardo.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación