Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Capres recibió $419 Mlls. más de refuerzo para gastos entre 2004 y 2014

Entre los períodos de Antonio Saca y Mauricio Funes, hubo crecimiento en gasto corriente, publicidad y plazas

El grupo promotor de la Ley de Acceso a la Información Pública cuestionó que entidades como Casa Presidencial no justifican la información que tienen en reserva.

El grupo promotor de la Ley de Acceso a la Información Pública cuestionó que entidades como Casa Presidencial no justifican la información que tienen en reserva. | Foto por Archivo

El grupo promotor de la Ley de Acceso a la Información Pública cuestionó que entidades como Casa Presidencial no justifican la información que tienen en reserva.

Casa Presidencial ha echado mano de más dinero de lo presupuestado desde 2004 a 2014, especialmente en los rubros de gasto corriente, comunicaciones y nuevas plazas, según datos del Ministerio de Hacienda con relación a los planes de gastos votados en el Congreso y a los ejecutados. 

La institución del Gobierno central ha recibido $419.1 millones de refuerzo presupuestario durante esos 10 años, un incremento del 48% con relación a los $865 millones aprobados por la Asamblea Legislativa en dicho período.

Prespuesto

Pero además de disponer de estos refuerzos en cada ejercicio fiscal, los gastos proyectados por Casa Presidencial de por sí ya han ido en aumento.

A los $42.1 millones de presupuesto aprobados en 2004, cuando arrancó la administración de Elías Antonio Saca, se sumaron $30.1 millones, alcanzando un presupuesto de $72.2 millones. En tanto, hasta 2008 la cifra votada fue de $55.8 millones, pero se adicionaron $50.1 millones, llegando a  $105.9 millones. 

En los cinco años de gobierno de Saca, Casa Presidencial contó con un presupuesto de $478.9 millones, incluyendo los refuerzos presupuestarios. 

Sin embargo, los gastos y los refuerzos comenzaron a incrementarse aún más cuando inició el período presidencial de Mauricio Funes, en 2009. 

A los $58.5 millones aprobados se agregaron $45.5 millones, para un total de $104 millones. Pero esta cifra se elevó  considerablemente en los siguientes años. Al cierre del período del exmandatario, el presupuesto aprobado fue de $125.3 millones, más $35.4 de refuerzo, lo que hizo un total de $160 millones. 

Durante los demás años de dicho quinquenio, el gasto del presupuesto ordinario más los refuerzos fue así: en 2010, $126.9 millones; en 2011, $138.3 millones, y en 2012, $153.7 millones.

Durante el primer quinquenio de Gobierno del FMLN, el gasto total de Casa Presidencial fue de $683 millones.

Sin embargo, para 2014, al iniciar el primer período del FMLN, la cantidad de refuerzos presupuestarios se redujo, no así el presupuesto ordinario proyectado el cual, lejos de reducirse, se ha incrementado.

Según los mismos datos del Ministerio de Hacienda, Casa Presidencial  obtuvo para 2015 un presupuesto de $132.1 millones, la cifra más alta aprobada en los últimos 10 años. No obstante, hasta la fecha no se tiene un dato sobre cuánto incrementará. Asimismo, para 2016, lo proyectado es $124.9.

Comunicaciones recibió más presupuesto

Entre las distintas unidades presupuestarias de la Presidencia de la República, una de las que refleja más presupuesto adicional con relación al aprobado es la de comunicaciones.

De 2006 a 2009, esta unidad había estado recibiendo un presupuesto promedio de $7.4 millones. Sin embargo, en 2007, se agregaron $16 millones más, es decir que hubo un gasto total de $23.4 millones. 

Gastos

En este rubro están incluidos los gastos de publicidad, así como las estrategias de comunicación de Casa Presidencial. En 2008, esta unidad recibió $11.6 millones más y en 2009, $9.8 millones extra.

Ya en 2010, en el período del FMLN, el presupuesto aprobado para comunicaciones fue de $9.2 millones, pero siempre se le agregaron $5.4 millones.

Para 2014, el monto aprobado se mantuvo en $12.4 millones, pero bajó a $9.3 millones para 2015.

En la unidad de Dirección y Administración, además, ha habido refuerzos presupuestarios. Esta es una de las unidades de las que se puede disponer de dinero como una especie de caja chica. 

De 2006 a 2014, esta unidad ha recibido un refuerzo presupuestario de $239.2 millones, siendo la cifra más alta en 2012, cuando alcanzó un total de $61 millones.   

Asimismo, la unidad que también ha recibido más presupuesto de lo aprobado ha sido la Secretaría de Inclusión Social (SIS), con $12.8 millones en 2013, pero con un refuerzo de $20.2 millones, el cual se da justo cuando comienza a funcionar el programa Ciudad Mujer.

De 2009 a 2013, la SIS recibió un total de $85.6 millones, de los cuales $40 millones han sido refuerzo presupuestario.

Esto concuerda con el incremento en el apoyo que la Casa Presidencial ha dado a instituciones como el Instituto Salvadoreño para el Desarrollo de la Mujer (ISDEMU), que de $2.5 millones en 2009 ha pasado a recibir $6 millones. 

Alza en gastos corrientes

El rubro de “bienes y servicios”, incluido dentro de los gastos corrientes, ha venido creciendo desde 2010.

De $77.5 millones ejecutados ese año, se llegó a $100.5 millones en 2013, es decir, seis meses antes de que concluyera el período del expresidente Funes. 

Otro rubro que también ha crecido de forma acelerada es el de “remuneraciones”, que de $4.8 millones en 2004, pasó a $29.3 millones en 2014 (leer nota aparte).

Uno de los gastos de Casa Presidencial que no han sido revelados hasta el momento es de los viajes del exmandatario Funes. La Fundación Nacional para el Desarrollo (Funde), a través del Centro de Asesoría Legal Anticorrupción de El Salvador (ALAC), ha solicitado información sobre los viajes de Funes al extranjero, así como los de la ex primera dama, Vanda Pignato, pero el Instituto de Acceso a la Información Pública (IAIP) consideró que dicha información debía continuar reservada porque se trataba de la seguridad del entonces mandatario.

Los argumentos del IAIP fueron que los protocolos de seguridad de los presidentes son los mismos, por lo que revelar los viajes de Funes sería poner al descubierto los dispositivos de seguridad del ahora presidente Salvador Sánchez Cerén.

Asimismo, Funde-ALAC solicitó información acerca de los gastos de publicidad de la Presidencia, pero hasta la fecha no la han recibido. El IAIP le ordenó revelar los montos globales de dichos gastos, pero tampoco han sido entregados a los peticionarios.

Lo que sí determinó el IAIP fue que es de carácter público la información contenida en las auditorías internas realizadas a las administraciones presidenciales. 

El Diario de Hoy buscó la versión de Casa Presidencial sobre las cifras presupuestarias del Ministerio de Hacienda, pero no hubo respuesta. Se llamó en varias ocasiones al subsecretario de Comunicaciones, Antonio Rivera, pero no respondió a las llamadas a su teléfono celular. 

También se envió un correo electrónico solicitando una entrevista a la dirección prensa@presidencia.gob.sv, para conocer su postura sobre el tema, pero no fue contestado. 

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación