Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Buseros denuncian que el VMT los boicotea

Gremiales dicen que VMT citó a buseros a la misma hora que ellos convocaron

EDH /archivo

EDH /archivo

EDH /archivo

Luego de esperar más de un año para que el Gobierno les pagara el subsidio al pasaje de diciembre 2012 y pagos pendientes de 2013; el Viceministerio de Transporte (VMT) se ha dado a la tarea de ofrecer pagarlo antes del viernes y en algunos casos ha traído a las personas desde el interior del país para que firmen documentos en las instalaciones de esa institución, expusieron ayer, las gremiales AEAS y ATP.

Según las gremiales la deuda asciende a cerca de $13 millones. Los transportistas explicaron que dichas reuniones "coincidieron" con otras programadas por esas gremiales ayer en los departamentos de Usulután y San Miguel.

El presidente de la Asociación de Transporte Público de Pasajeros (ATP), Roberto Soriano, explicó que desde la semana pasada ellos convocaron a los buseros de la zona para informarles cómo está la situación del sector en cuanto a extorsiones, pago del subsidio y a los proyectos de modernización del gobierno. Añadió que el VMT quiso "boicotear" la reunión que ellos habían programado, ya que éste convocó apenas un día antes de carácter urgente y a la misma hora. "La promesa (del VMT) fue que les van a pagar todo lo que les deben. Consideramos que esa reunión tenía como objetivo bloquear la reunión que teníamos los empresarios agremiados en ATP y AEAS", dijo Soriano.

"¿Qué le van a prometer a estas alturas los del VMT?", dijo Genaro Ramírez, de la Asociación de Empresarios de Autobuses Salvadoreños (AEAS).

El transportista aseguró que el VMT quiso quitarle importancia a su convocatoria. "Ellos (VMT) creen que vamos a decir que no voten por el FMLN. Nuestro objetivo es otro", dijo.

No obstante, tanto Soriano como Ramírez y otros representantes gremiales dijeron que participaron en la reunión del VMT, la cual se realizó a unas cuantas cuadras de donde se encontraban en Usulután; pero que no obtuvieron respuestas de los funcionarios a sus interrogantes. "Se le consultó al director de transporte, Luis Escamilla, sobre los permisos de línea suspendidos, sobre el posible desalojo o reubicación de las unidades en Soyapango", dijo Soriano, quien lamentó que el funcionario decidió irse del lugar ante los cuestionamientos.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación