Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Baja calidad educativa por reiterada falta de dinero

Los docentes han dejado de dar algunos contenidos o solo los dan en forma teórica

Las clases prácticas en los institutos, como el caso del INTI, se han reducido por la falta de materiales. foto EDH / ARCHIVO

Las clases prácticas en los institutos, como el caso del INTI, se han reducido por la falta de materiales. foto EDH / ARCHIVO

Las clases prácticas en los institutos, como el caso del INTI, se han reducido por la falta de materiales. foto EDH / ARCHIVO

La educación que brindan los centros de enseñanza pública del país se ha deteriorado, aún más, en los últimos meses.

Los maestros, debido a la falta de materiales básicos, se han visto obligados a limitar o dejar de impartir algunos contenidos de los programas de estudio, sobre todo, aquellos en los que se necesita llevar la teoría a la práctica.

El director del Instituto Nacional Técnico Industrial (INTI), Óscar Melara, dijo que esta es una situación que afecta esa institución y al resto del sistema educativo, que no tienen ni un cinco para comprar materiales educativos, pagar docentes contratados por los consejos directivos escolares, pagar las cuentas de internet y mandar a reparar los equipos informáticos.

"El paro técnico no es que el alumno deja de llegar, el paro técnico es que al alumno se le da un mal servicio", señaló, al ser consultado sobre las consecuencias de que el gobierno no lleva seis meses y entra al séptimo, sin entregar presupuestos a los centros, desde educación Parvularia, básica y media.

Según lo externado por Melara, la enseñanza se ha vuelto a concentrar en la exposición del maestro y el dictado, algo que en los últimos años se ha luchado por quitar del esquema de enseñanza. Los docentes no pueden ni usar el pizarrón acrílico porque los maestros no disponen de plumones.

En los institutos tienen problemas para impartir la materia de Informática Educativa, porque ya les cortaron el internet y muchas de las computadoras están arruinadas por falta de mantenimiento. Esto implica que la disponibilidad de computadoras por estudiante se reduce.

A ello, se suma que los cañones proyectores que utilizan para hacer presentaciones o pasar películas con las que refuerzan contenidos de Ciencias, Literatura y otros, están dañados. Solo en el INTI ocho de los diez cañones tienen los focos quemados. "Sólo tenemos dos cañones para 45 secciones, no dan abasto", dijo.

En el caso de instituciones de enseñanza media que brindan formación técnica, como el INTI, no se tienen electrodos ni pasta para enseñar a soldar, así que los alumnos solo reciben la teoría. Tampoco hay cables para armar circuitos eléctricos y se necesita comprar equipo nuevo.

Sin embargo, otras instituciones donde se brindan opciones como Hostelería y Turismo y Salud estarían viviendo situaciones similares.

Se trató de entrevistar al director del Instituto Nacional Francisco Menéndez, donde se brindan estas modalidades, pero no correspondió la llamada.

"Nosotros esperamos que este mes de julio, siquiera en los primeros días, se nos deposite lo correspondiente para funcionamiento", expresó, un Melara desesperado ante el hecho que la misma legislación educativa establece que no pueden pedir apoyo a los padres de familia; mientras, los proveedores a los que les deben, no quieren darles más créditos.

Melara afirma que aunque directores de otros centros han hecho actividades para obtener fondos para comprar materiales y aunque los padres de familia le preguntan porqué no organiza colectas, él no está dispuesto a transgredir la ley.

El director del Instituto Nacional Alberto Masferrer (INAM), William Moreno, definió la situación en una frase: "Estamos mal. Estamos a cero para comprar materiales". Moreno agregó que, en su caso, de forma constante están buscando donativos y venden latas de gaseosa que colectan como parte de las acciones de reciclaje para obtener algunos fondos.

"Donde tenemos mayor problema es con mecánica. En Contador y Generales no, porque son más que todo teóricas, pero ya, cuando nos vamos a (la materia de) habilitación laboral, y todo eso, sí ya es complicado", agregó.

En el INAM tienen talleres para preparar a los estudiantes en otros campos. Entre ellos: cosmetología, manualidades, corte y confección. Sin embargo, debido a que los presupuestos que Educación asigna a los centros son muy reducidos, siempre han tenido problemas para comprar materiales, algo que hoy se ha agudizado.

Moreno, al igual que su colega Melara, alberga la esperanza que los fondos lleguen este mes. "Al ministerio hablé la semana pasada y quedaron en que los primeros días de esta semana me van a depositar", agregó.

Balmore Pacheco, especialista en Educación, sostiene que el retraso en la entrega de los fondos del presupuesto escolar sí tendrá un impacto en la enseñanza, sobre todo porque en muchos de los centros educativos, con esos fondos le pagan a algunos maestros.

"En muchos casos, los docentes quedan trabajando, pero si no reciben la remuneración, los niveles de motivación tendrán que bajar", explica Pacheco. Él agrega que los maestros tampoco disponen de computadoras para planificar sus clases.

Según el especialista, si los docentes no logran impartir la parte práctica de sus clases, no solamente incumplen con lo que establece la currícula oficial, sino que los estudiantes se quedan sin adquirir las competencias esperadas y necesarias.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación