Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

ARENA critica a Asamblea por no discutir mociones para que Reyes dé cuentas

b Las peticiones de ARENA para que el funcionario explique la compra de lotes al IPSFA no fueron conocidas ayer en el pleno generando pleito

El presidente del Congreso, dirigió ayer el pleno en una discusión en la que él era el cuestionado. foto edh / rené quintanilla

El presidente del Congreso, dirigió ayer el pleno en una discusión en la que él era el cuestionado. foto edh / rené quintanilla

El presidente del Congreso, dirigió ayer el pleno en una discusión en la que él era el cuestionado. foto edh / rené quintanilla

Ayer se vivió una plenaria cargada de tensión en la que el mismo presidente de la Asamblea Legislativa, Sigfrido Reyes, impuso sus reglas quitando y dando la palabra, en una discusión que lo involucraba a él, por la no admisión de varias piezas de ARENA, entre ellas, una pidiendo que Reyes deponga su cargo para que explique cómo una empresa de la cual es socio compró lotes al Instituto de Previsión Social de la Fuerza Armada (IPSFA) en Nuevo Cuscatlán.

"Cualquier diputado que tenga la mínima decencia, debe como mínimo separarse de su cargo", afirmó Ana Vilma de Escobar, de ARENA, en rueda informativa, luego de que Reyes no le permitiera seguir usando el micrófono para denunciar que la Junta Directiva violó el Reglamento Interno al no admitir que se discutiera en el pleno el caso de Reyes.

De hecho, no es la primera vez que la Directiva de la Asamblea desecha las peticiones de ARENA para que pasen a discusión del pleno, así como tampoco que restrinja el uso de la palabra a los diputados del partido opositor.

Mario Valiente también tuvo que pararse en tres ocasiones para reclamar a viva voz a Reyes que mandaron a pieza B, es decir, solo para que envíe un informe a la Asamblea, la petición que hizo de llamar al alcalde de Nuevo Cuscatlán, Nayib Bukele, y candidato a alcalde del FMLN para la capital, para que explique el porqué de una evaluación que hizo su comuna y que propició la reducción de precio en uno de los lotes que adquirió Reyes.

Ante todo esto los diputados de ARENA calificaron de "cinismo político", la actuación de Reyes, a quien le atribuyeron falta de ética y moralidad por dirigir una plenaria en la que el principal motivo de discusión era él.

"El diputado Reyes, quien ha sido el dedo acusador, el dedo que ha señalado a todos los que él ha querido, hoy no quiere mostrarse para ser señalado, ¿cuál es la corona? no solo él, sino todos los diputados que han exigido transparencia", reclamó De Escobar.

Pese a esto, Santiago Flores, del FMLN, felicitó a Reyes y le reiteró el apoyo del partido. "Lo miro muy sonriente y tranquilo. No se deje provocar", le dijo a Reyes, mientras este efectivamente sonreía plácidamente ante la mirada crítica y exigencias de ARENA de que explique su actuar.

Sin embargo, Reyes evitó ayer a los periodistas y para no toparse con ellos, ingresó al Salón Azul por un acceso en donde no lo vieran.

Un día antes, Reyes asistió como invitado a la inauguración de Ciudad Mujer en Morazán, pero también evitó a los periodistas que lo buscaban para inquirirlo sobre el tema que suena desde hace dos semanas.

Francisco Merino, del PCN, detalló que mientras no se demuestre que Reyes usó dinero ilícito para hacer la compra de terrenos, él no podrá deponer su cargo, incluso, dijo que hacer negocios entre los diputados es una práctica normal.

"Aquí hay muchos casos de diputados que hacen negocios entre sí, incluso sobrepasando los colores partidarios", afirmó.

Guillermo Gallegos, de GANA, por su parte, confirmó la renuncia del asesor de Reyes, Byron Larrazábal, aunque indicó que "no estaba obligado", pero consideró que tomó una buena decisión.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación