Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Advierten de precaria situación de agricultores

Productores no tendrán dinero para cosechar en 2016, a parte que el agua será un problema.

Cultivos dañados por los efectos de El Niño en 2015.

Cultivos dañados por los efectos de El Niño en 2015. | Foto por Archivo

Cultivos dañados por los efectos de El Niño en 2015.

Miles de pequeños productores no tendrán dinero para sus cultivos el próximo año, lo que podría ponerlos en una situación de crisis, valoró el consultor del Fondo para la Agricultura y la Alimentación (FAO), José Cristóbal Escobar.

De acuerdo con Escobar, el 2016 sería difícil para los agricultores, aunque no se puede decir si va a ser un año malo o bueno porque aún no se conocen cuáles serán los pronósticos del clima una vez se disipen los efectos de El Niño.

“Lo que sí sabemos es que va a agarrar a los agricultores familiares descapitalizados porque este año les fue mal y tendrán menos capacidad de invertir y sembrar; pueda ser que tengan un año más complicado”, opinó.

Otro de los problemas que enfrentarán es que habrá poca aguas en los mantos acuíferos, lo que significa que sembrarían bajo riego, valoró.
Los agricultores en el país depende de la lluvia, pero con los problemas que ha dado El Niño este año, y el próximo, tendrán más problemas.

De acuerdo con las estimaciones de pérdidas cosecha 2015-2016 de la Cámara Salvadoreña de Pequeños y Medianos Productores Agropecuarios (Campo) en el país se perdieron 11 millones 611 mil 200 quintales de maíz; además, 690 mil de frijol, y 599  mil quintales de sorgo.

La Asociación Azucarera estima, por su lado, que perdieron el 20% de la producción ya que de 17.2 millones de quintales que obtuvieron en 2014, este año tendrán 13.5 millones, dijo el presidente de la gremial, Mario Salaverría.

El presidente de Campo, Luis Treminio, dijo que el próximo año será muy difícil para los pequeños agricultores, quienes son los que producen el 80 % de los granos, porque no tendrán dinero y muchos de ellos no les llega la ayuda de los paquetes agrícolas que entrega el gobierno.

Agregó que el cambio climático es una realidad y por eso  se deben impulsar una Política Nacional Agropecuaria que permita garantizar la cosecha de granos y la seguridad alimentaria del país.

Sin embargo, lamentó que “el otro problema que tenemos es el de los precios, el ministro (Orestes Ortez) pareciera que es el ministro de Economía; él anda más preocupado por los compradores que por los productores”.

Treminio dijo que los agricultores tendrán problemas para sembrar en 2016 por la falta de agua, por lo que pidió que el MAG amplíe los sistemas de riego y considere construir algunos en la zona costera. Pero lo más inmediato, agregó, es que el gobierno dé a los agricultores que perdieron su cosecha un quintal de maíz, 10 libras de frijol, 10 de arroz, 10 de azúcar, aceite, sal y café, para mitigar el hambre.

El ministro, Orestes Ortez, dijo recientemente que están trabajando por adaptarse al cambio climático y transfiriendo tecnología para que los agricultores sigan produciendo para garantizar la seguridad alimentaria del país.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación