Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Un 6.53 % de votantes marcó por candidatos de distintos partidos

Informe de evaluación de Fusades sobre el proceso electoral anterior señala que 148,585 personas a nivel nacional usaron el novedoso sistema de voto cruzado.

Las deficiencias e irregularidades en las actas de diputados por San Salvador llevó al TSE a realizar un nuevo conteo de votos, tras una resolución de la Sala de lo Constitucional de la CSJ.

Las deficiencias e irregularidades en las actas de diputados por San Salvador llevó al TSE a realizar un nuevo conteo de votos, tras una resolución de la Sala...

Las deficiencias e irregularidades en las actas de diputados por San Salvador llevó al TSE a realizar un nuevo conteo de votos, tras una resolución de la Sala de lo Constitucional de la CSJ.

La utilización del voto cruzado a la hora de marcar la papeleta para diputados en las votaciones del 1 de marzo representó un 6.53 por ciento del total de votos considerados válidos por el Tribunal Supremo Electoral (TSE), señala el informe: El Salvador. Año Político, que ha elaborado la Fundación Salvadoreña para el Desarrollo Económico y Social (Fusades).

Ese porcentaje de personas que optaron por votar por candidatos de diferentes partidos a la hora de marcar las papeletas de diputados a la Asamblea Legislativa lo califica el tanque de pensamiento como "un dato relevante", de acuerdo al informe que preparó el Departamento de Estudios Políticos (DEP) de Fusades.

"A nivel nacional, el voto cruzado representó un 6.53 % del total de votos válidos equivalente a 148,585 personas. A nivel departamental, San Salvador es el que registra mayor porcentaje de voto cruzado con un 11.9 9%, seguido de Santa Ana con 7.37 % y La Libertad con 6.55 %", dice el documento de evaluación.

En la utilización de este novedoso sistema de voto cruzado tiene mucho que ver la casi nula campaña de publicidad y de educación cívica por parte del organismo electoral.

"La deficiente campaña de educación cívica inició tardíamente y sin apoyo de organizaciones de la sociedad civil", apunta el informe.

Añade Fusades que "en este proceso la educación era un componente vital para la población dado los cambios en las alternativas de votación, algo que algunas organizaciones asumieron para complementar la débil labor del TSE en este tema".

Bajó participación

De acuerdo al análisis sobre el pasado proceso eleccionario, Fusades establece que menos personas acudieron a las urnas el pasado 1 de marzo, en comparación con las de diputados y alcaldes del 2012.

"En términos generales, la participación electoral en esta elección, equivalente a 48.23 %, disminuyó en aproximadamente cuatro puntos porcentuales respecto de 2012 y confirma la trayectoria a la baja que se observaba desde los comicios de 2006", asegura el informe. Agrega que un total de 2,368,733 personas acudieron a las urnas y de esta cantidad de votos 2,276,021 fueron válidos.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación