Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

El “sistema mixto”: tú ganas dinero y nosotros gastamos una parte

Como el dinero no le alcanza al régimen para su fiesta, ahora quiere caerle encima a una parte sustancial del ahorro que hacen los trabajadores para su vejez. Poco le  faltó  querer embolsarse los bonos de Navidad...

n empleado en el sector formal paga un aproximado del 15 al 20 por ciento de su salario en impuestos, sin incluir aquellos que, como el IVA, 13 por ciento, no son fijos y van aplicados al valor de lo que se consume. Adicionalmente tiene que deducir del total de su salario el costo de las prestaciones que recibe (vacaciones, bonos, aguinaldo, Seguro “Social”, etc.) incluyendo su aporte a su pensión que representa alrededor de un 6,25 por ciento de ese salario.

Ahora como el dinero no le alcanza al régimen para su fiesta, quiere caerle encima a una parte sustancial del ahorro que hacen los trabajadores para su vejez. Poco le  faltó  querer embolsarse los bonos de Navidad...

Ya se dio el caso de un presidente de la Legislatura que apareció con una enorme fortuna gracias “a sus ahorros”, aunque nadie se explica como pudo ahorrar millones con su salario de diputado. Y nadie le toca esos ahorros.

E igual con Funes: al no tener empleo conocido, el suntuoso tren de vida que mantiene es gracias a “sus ahorros”.

Para justificar el robo de una parte sustancial de los ahorros de retiro de los trabajadores, Medardo, el que menea a los comunistas, sale diciendo que “el sistema de las AFP ha fracasado”, con lo que quiere justificar un “sistema mixto de pensiones” donde lo mixto consiste en que “tú ahorras” y “nosotros nos gastamos esos ahorros”. Medardo se coloca una de sus gorras, ahora la de gran actuarial.

La pretensión es que los ahorros de los trabajadores “serán mejor administrados” por los que tienen endeudado al país hasta el tope, no pueden reparar los autoclaves del San Rafael ni los ascensores del Rosales, no les alcanza para que los institutos puedan terminar el año, han partido a la ciudad en dos y generado permanentes atascos para su negocio privado...


Y los ocho mil millones de dólares que han acumulado los trabajadores y que están bajo la administración de las AFP, los desvelan, por lo que los rojos se la pasan  fraguando maneras de echarle el guante a ese dinero para gastárselo en sus viajes, sus fracasados negocios, sus aerolíneas y su enorme empleomanía de incapaces.
 

El régimen pretende actuar
como los asaltantes en barriadas 

¿En qué consisten las cotizaciones que trabajadores y empleados aportan al sistema, sea de las AFP como del estatal?

Las cotizaciones son una parte del salario total que devenga cada miembro del personal en las estructuras productivas del país, desde pequeños negocios, agroindustrias, el comercio y lo que generan profesionales libres que optan por inscribirse en el sistema. Lo que cotiza Juan es parte de su salario, por lo que la cotización es suya, no “colectiva”. Y esas contribuciones  agregan a lo que su empresa tiene que depositar en el Seguro “Social”, como es parte de su salario lo que recibe para sus vacaciones o el aguinaldo de fin de año.

 Cuando el “Estado” se apropia de una parte de eso que gana Juan, para disponer de ese dinero a su antojo, actúa como los maleantes que se apostan a la salida de una fábrica a robar lo que no es suyo.

Con el “sistema mixto” quieren los comunistas despojar a Juan de una parte de lo que con esfuerzo ganó, además de cargar sobre sus espaldas el desastre económico provocado por sus políticas, sus despilfarros y su incapacidad administrativa.