Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

"Encontramos la forma de no pagar impuestos"

Hay un venezolano preso en Estados Unidos por llevar alrededor de tres millones de dólares en una maleta de parte de Chávez a los Kirchner, precisamente para la campaña de estos últimos

En la penúltima versión del donativo-regalo-contribución-ayuda-condonación de los tres millones de dólares que el señor Salume entregó o puso en la cuenta de Funes, se revela que "encontraron la forma de cómo hacer llegar ese dinero, justamente para que no implicara pago de impuesto y no implicara ningún compromiso de carácter personal" (que para cualquier donante representaría el veinticinco por ciento de la suma, setecientos cincuenta mil dólares en este caso), comprobando que hay mañas que unos conocen pero que otros no.

¿Quedó pendiente el pago o, como con frecuencia repite el Presidente, "el caso está cerrado y punto"? Pero hay aguafiestas que insisten en que no sólo no está cerrado, sino también, como dijo Ernesto Muyshondt, de ARENA, se debe investigar si hubo evasión fiscal confesa.

Mejor arreglo, en todo caso, no pudo haber hecho Salume, pues para sorpresa de muchos terminó como Primer Designado y su hijo siguió al frente de la CEL, período recordado por el hoyo de cien millones, montañas que "se mueven" y los precios más altos de energía en la región.

Lo dijo el propio Funes: Salume hijo fue separado de su cargo cuando se emprendió la modernización del organismo, dejando implícito que no estaba capacitado para encabezarla. "...Después lo quité y nombré a otro. ¿Por qué no lo quité antes? Porque tenía que garantizar una transición dentro de una institución tan importante como es la 'Central Hidroeléctrica del Río Lempa...' ¿Cuánto estuvo con nosotros? Año y medio más o menos...", reconoció.

No es usual, como observó el doctor Fabio Castillo, que alguien se saca de la bolsa tres millones de dólares y los meta en una maleta, en este caso para una campaña, porque hacerlo es muy raro y más que raro, extraño; una cuantía de dinero de esa magnitud, normalmente, está invertida, sea en acciones, en equipos y bienes raíces, en empresas y su maquinaria, en obras de arte o joyería.

Pero tener tres millones de dólares descansando en cuentas corrientes o metidos en un colchón… no hay productor que lo haga.

Sólo las autoridades competentes cierran casos, no los involucrados

¿Desde cuándo el donante señor Salume tenía ese capital, contante y sonante, para depositarlo en la cuenta del señor Funes y donárselo al salir electo?

¿O en vez de ser una contribución, es acaso ese dinero una manera de influir para obtener resultados, la forma de corresponder a futuros favores?

En su momento, Funes declaró que si bien le dieron el dinero como préstamo siendo candidato, "la condonación se da cuando todavía sigo siendo Presidente Electo".

Aquí se puede pretender que nada hay de indebido ni de extraño que un particular done tres millones de dólares a un Presidente Electo y que luego se diga que fue a su partido, pero en cualquier otro país que se rija bajo un orden de leyes, regalar y aceptar regalos se lleva a investigación y se sanciona si es el caso, como ya lo han hecho Costa Rica y como ha sucedido con los escándalos últimos en Francia y España por donativos ilícitos a campañas políticas.

Hay un venezolano preso en Estados Unidos por llevar alrededor de tres millones de dólares en una maleta de parte de Chávez a los Kirchner, precisamente para la campaña de estos últimos.

Como dijo el Fiscal, sólo una autoridad competente cierra casos así, no los involucrados.