Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

El Z-40, el cabecilla criminal que batió todos los récords de crueldad

El cartel se creó con una treintena de exmilitares élite que trabajaron para el cartel del Golfo, luego Los Zetas decidieron separarse.

Miguel Ángel Treviño, alias el Z-40, máximo jefe de Los Zetas, arrestado el 15 de julio.

Miguel Ángel Treviño, alias el Z-40, máximo jefe de Los Zetas, arrestado el 15 de julio.

Miguel Ángel Treviño, alias el Z-40, máximo jefe de Los Zetas, arrestado el 15 de julio.

MÉXICO. Miguel Ángel Treviño, alias el Z-40, llegó a la jefatura del grupo más temido del narcotráfico en México, Los Zetas, empleando algunas de las prácticas más violentas que se hayan conocido en las luchas entre los cárteles.

Sus inicios como narcotraficante se remontan a la década de 1990, cuando se enroló en un grupo de escoltas del entonces jefe del cártel del Golfo, Osiel Cárdenas, para el que también fueron reclutados exmilitares de élite que finalmente conformaron Los Zetas.

Rápidamente comenzaron a circular anécdotas sobre la crueldad de "El Cuarenta" entre sus hombres, sus rivales y los vecinos de Nuevo Laredo, que vivían aterrados de su furia.

Una de las técnicas preferidas de Treviño era el "guiso", que consistía en colocar a la víctima en un barril de aceite, rociarla con nafta y quemarla viva.

Otra de sus crueles maniobras consistía en desmembrar a sus víctimas aún con vida y desprenderles la piel de la cara para evitar que sus familiares los identificaran a primera vista. También le gustaba golpear con tablas de madera a los que lo ofendían.

El Departamento de Estado norteamericano sostiene que Treviño era tal vez el criminal "más sanguinario y desalmado de México" y ofrecía $5 millones por su captura.

En octubre de 2012, Treviño quedó al frente de Los Zetas después de la muerte de Heriberto Lazcano, alias El Lazca.

Junto con su exjefe, Treviño cometió los delitos más sangrientos de los últimos años, como el incendio en el Casino Royale de Monterrey, en 2011, que dejó un saldo de 52 muertos.

Se le acusa de la muerte de unos 265 migrantes en el estado de Tamaulipas.

Tras su captura el pasado 15 de julio se cree que el hermano menor del Z40, Omar Treviño Morales, podría ser quien quedara ahora al frente de Los Zetas.

Control

Los Zetas es uno de los principales cárteles de México. Controla prácticamente todos los estados costeros del este del país, desde Quintana Roo hasta Tamaulipas y Coahuila.

Su influencia incluye a países como Guatemala, donde el gobierno de ese país los considera la principal amenaza para su seguridad nacional, aunque también se han documentado vínculos con la mafia italiana conocida como la Ndrangheta.

Los Zetas no sólo trafican droga. Según las autoridades mexicanas, el grupo controla a bandas de extorsionadores y secuestro, especialmente de migrantes indocumentados.

También protegen o extorsionan a bandas dedicadas a la piratería de discos musicales, videos o ropa y al contrabando de cigarrillos.

Esta banda está integrada por cientos de células, conocidas como estacas, con 20 sicarios cada una. —AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación