Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Venezuela libera general preso político desde 2009

Era amigo cercano de Chávez pero al criticar sus reformas perdió su confianza en 2007

Raúl Baduel y familia

El militar en retiro salió de la cárcel de Ramo Verde, donde guarda prisión Leopoldo López,  cerca de la medianoche de ayer y lo recibió su familia. | Foto por EFE

Un tribunal militar acordó la excarcelación del general retirado Raúl Baduel, exministro de Defensa, tras cumplir buena parte de la pena que le impusieron en el 2010 por el delito de sustracción de fondos públicos.

La puesta en libertad del exministro se aprobó a menos de 24 horas de que se concediera el arresto domiciliario al dirigente opositor encarcelado Daniel Ceballos, medida que fue recibida como un gesto positivo en Venezuela, aunque los opositores piden todavía más gestos.

Baduel, de 60 años, recibió la noche del miércoles una medida de libertad condicional tras completar seis de los siete años y once meses de prisión a los que fue condenado, indicó a la agencia AP Omar Tosta, su abogado.

Tosta descartó que la medida dictada a favor del exministro responda a “un favor”, y sostuvo que “la ley establece que hace tres años debía haber estado en libertad” luego de completar más de la mitad de la pena.

“Ya no pueden luchar contra eso porque es mandatorio de la ley que se cumpla (la liberación)”, agregó.

El juez del caso le prohibió al exministro ofrecer declaraciones a periodistas y le ordenó presentarse cada 30 días en el tribunal.

Cerca de la medianoche de ayer, Baduel abandonó la cárcel militar de Ramo Verde, donde está recluido el dirigente opositor Leopoldo López, y viajó hacia su residencia en la ciudad centro costera de Maracay, estado de Aragua, señaló Cruz María Zambrano, esposa del general.

“Fue una sorpresa muy grande, un regalo de la vida, de Dios”, comentó emocionada Zambrano al celebrar la medida mientras viajaba junto a su esposo en un vehículo hacia Maracay.

Al ser consultada sobre la condición del exministro, Zambrano dijo a la AP que “él está muy feliz, muy alegre, pero sereno”.

Un tribunal local otorgó la víspera a Ceballos, exalcalde de la ciudad de San Cristóbal, una medida de arresto domiciliario mientras enfrenta un juicio por el delito de rebelión por su supuesta vinculación con las violentas protestas que se registraron el año pasado en la ciudad andina.

El secretario ejecutivo de la alianza opositora, Jesús Torrealba, consideró un “gesto” la medida a favor de Ceballos, pero sostuvo que para lograr que se “optimice” el clima político en el país antes de los comicios parlamentarios del 6 de diciembre el gobierno debe “desistir de las inhabilitaciones” de los candidatos opositores, y otorgar la libertad plena al exalcalde y al resto de los “presos políticos”, que la coalición estima en 82 personas.

“Lo deseable sería que esto desembocara en una liberación de todos los presos políticos, tanto los emblemáticos como los a veces injustamente olvidados por la opinión pública”, subrayó Torrealba.

El vocero recordó también el caso del hijo de Baduel, Raúl Emilio, apresado en 2014 y condenado a ocho años de prisión tras ser acusado de liderar una de las manifestaciones antigubernamentales de principios de ese año registradas en la ciudad de Maracay y que acabó con violencia. 

“Estamos contentos porque la familia Baduel esté hoy con, por lo menos, uno de sus miembros que estaba en prisión (...) no olvidemos que Raúl Emilio hijo sigue preso y enfrenta una condena injusta”, apuntó. 

A Ceballos y Baduel se les sumó ayer el dirigente Deivis Oliveros, preso desde 2014 acusado por instigación pública que salió en libertad bajo régimen de presentación periódica.

El secretario general de la OEA, Luis Almagro, saludó también la liberación del exministro de Defensa Raúl Isaías Baduel y el arresto domiciliario otorgado al exalcalde Daniel Ceballos, ambos considerados “presos políticos” por la oposición venezolana. También ha ofrecido observadores para la elección del 6 de diciembre.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación