Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Venezuela da 15 días a EE. UU. para reducir su personal diplomático

El régimen chavista exige que de un centenar de funcionarios estadounidenses que hay en Caracas, se reduzcan a solo 17

La canciller Delcy Rodríguez dice el gobierno de EE. UU. se ha encargado de difundir mentiras sobre Venezuela. foto edh / archivo

La canciller Delcy Rodríguez dice el gobierno de EE. UU. se ha encargado de difundir mentiras sobre Venezuela. foto edh / archivo

La canciller Delcy Rodríguez dice el gobierno de EE. UU. se ha encargado de difundir mentiras sobre Venezuela. foto edh / archivo

CARACAS. La canciller venezolana, Delcy Rodríguez, dijo ayer que Estados Unidos tendrá 15 días para presentar una clasificación de los funcionarios que permanecerán en el país suramericano, que deben pasar de un centenar a 17.

"Se le dio un tiempo de 15 días para presentar el plan en cuanto a la clasificación de rango de funcionarios que deberán permanecer en nuestro país acreditados por su Gobierno en Venezuela", dijo la ministra tras reunirse con el encargado de negocios de la embajada de EE. UU. en Caracas, Lee Clenny.

El encuentro, descrito por Rodríguez como "cordial" y "ameno", tuvo como objetivo dar detalles de un conjunto de medidas diplomáticas anunciadas por el gobernante venezolano, Nicolás Maduro, el pasado sábado durante su discurso al término de una manifestación "antiimperialista".

Entre las medidas, Maduro ordenó la reducción del centenar de funcionarios diplomáticos de su embajada en Caracas a niveles similares a los 17 que mantiene su Gobierno en Washington.

Además, indicó, toda reunión de los diplomáticos norteamericanos en Venezuela deberá realizarse con el consentimiento de su régimen.

Asimismo, el gobernante izquierdista solicitó la obligatoriedad del visado para estadounidenses que visiten el país petrolero, una medida adoptada, según dijo, luego de la captura de un piloto estadounidense de quien las autoridades sospechan que estuvo incluso en acciones de "espionaje".

Según Maduro no podrán entrar a Venezuela–entre otros– el expresidente George W. Bush; el exvicepresidente Dick Cheney, George Tenet (exdirector de la CIA) y a los senadores Bob Menéndez, Marco Rubio, Mario Díaz-Balart e Ileana Ros-Lehtinen.

La canciller venezolana anunció que el régimen venezolano publicaría ayer una resolución "donde en razón de la reciprocidad se aplica visado para los ciudadanos estadounidenses".

"Como bien ya hemos mencionado, (estas) son medidas y acciones diplomáticas enmarcadas en el derecho internacional público, en los propósitos y principios de las Naciones Unidas y que en principio conciernen a la reciprocidad que debe regir entre los estados soberanos", añadió.

En su discurso, el pasado 28 de febrero Maduro informó de que se negará el ingreso al país de un grupo de políticos norteamericanos que calificó de "terroristas", una lista que incluye al expresidente George W. Bush, el exvicepresidente Dick Cheney y el congresista Marco Rubio.

El Gobierno de EE. UU. dijo el domingo que las acusaciones en su contra son "falsas", pero evitó hacer comentarios sobre la orden de reducción de funcionarios en la embajada estadounidense en Caracas.

Las relaciones entre Venezuela y Estados Unidos se encuentran bajo mínimos desde que en 2010 ambos países se quedaron sin representación a nivel de embajadores, cuando aún era gobernante del país caribeño Hugo Chávez (1999-2013), fallecido en 2013.

Nuevas fricciones surgieron entre Venezuela y EE. UU. luego de la implementación de una ley firmada en diciembre por el presidente Barack Obama que ordenó suspender visas y congelar bienes en EE. UU. a funcionarios venezolanos acusados de violar derechos humanos durante las protestas callejeras que dejaron 43 muertes en la nación sudamericana en 2014.

El Departamento de Estado ha suspendido hasta ahora las visas a 56 funcionarios de Venezuela y a sus familiares directos, pero aún no ha aplicado la confiscación de bienes. —AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación