Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Urgen estructurar plan para enfrentar causas de la migración en Centroamérica

La inseguridad, violencia intrafamiliar, narcotráfico, las pandillas, la pobreza y la necesidad de reencontrarse con sus padres son algunas de las causas de la migración de niños a EE.UU., según el Comisionado de los Derechos Humanos en Honduras

Urgen estructurar plan para enfrentar causas de la migración en Centroamérica

Urgen estructurar plan para enfrentar causas de la migración en Centroamérica

Urgen estructurar plan para enfrentar causas de la migración en Centroamérica

El Comisionado de los Derechos Humanos en Honduras, Roberto Herrera, urgió hoy a Centroamérica a estructurar un plan para enfrentar las causas que originan la migración infantil que sacude la frontera sur estadounidense.

Herrera aplaudió la decisión de los presidentes de EE.UU., Barack Obama; de Guatemala; Otto Pérez Molina; El Salvador, Salvador Sánchez Cerén; y Honduras, Juan Orlando Hernández, de afrontar juntos esas causas.

"Desde ese punto de vista se ha llenado un gran cometido pero ahora lo más importante es estructurar rápidamente ese plan para Centroamérica y determinar cuándo y cómo se va aplicar", subrayó Herrera en un comunicado.

Destacó que la región "no tiene que esperar de la cooperación internacional" para comenzar a crear ese plan orientado a "combatir esas causas que hacen prevalecer la pobreza y la injusticia social" en Centroamérica.

En ese sentido, el defensor del pueblo en Honduras insistió que "más allá del arreglo coyuntural", los Gobiernos centroamericanos deben "comenzar a ejecutar acciones encaminadas a la eliminación progresiva de las causas estructurales de la migración forzada" hacia Estados Unidos y otros países.

La inseguridad, la violencia intrafamiliar, el narcotráfico, las pandillas, la pobreza, la exclusión y la necesidad de reencontrarse con sus padres son algunas de las causas que están generando la migración de niños a EE.UU. según Herrera.

Exhortó a la región a abordar la crisis de inmigración "desde la perspectiva de la seguridad humana, que se centra en la dignidad del ser humano y en el mejoramiento de la calidad de vida".

Herrera indicó que la región debe afrontar "decididamente y neutralizar amenazas como la corrupción, la impunidad, la violencia, la narcoactividad, la trata de personas, y en general, el crimen organizado nacional e internacional".

El viernes pasado, el presidente estadounidense prometió dar una respuesta humana y justa a la crisis provocada por la llegada masiva de niños y jóvenes centroamericanos sin papeles, pero pidió a sus homólogos de Guatemala, Honduras y El Salvador esfuerzos para promover desde sus países "una migración segura, legal y ordenada".

Herrera enfatizó que "hay obligaciones nacionales e internacionales que protegen y defienden" a los menores inmigrantes que están alojados en albergues en EE.UU. para que "les atiendan efectivamente sus derechos humanos y libertades fundamentales, haciendo efectivo el principio del interés superior del niño".

Según datos del organismo que dirige Herrera, Unos 77,243 menores centroamericanos ingresaron sin autorización a EE.UU. entre 2009 y mayo de 2014.

Del total de menores que viajaron solos a Estados Unidos entre 2009 y mayo pasado, 27,579 proceden de Guatemala, 25,985 de Honduras y 23,679 de El Salvador, detalla el informe.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación