Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

SIP culpa a Maduro del deterioro de la libre expresión en Venezuela

Le achaca que coarta la libertad de prensa en el país

En Venezuela, los opositores han salido a las calles a demandar que cese la represión y haya libre expresión. edh / archivo

En Venezuela, los opositores han salido a las calles a demandar que cese la represión y haya libre expresión. edh / archivo

En Venezuela, los opositores han salido a las calles a demandar que cese la represión y haya libre expresión. edh / archivo

MIAMI. La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) responsabilizó ayer al presidente venezolano, Nicolás Maduro, del "deterioro de la libertad de expresión y la democracia" que sufre el país suramericano, con ataques a la "prensa crítica".

Esta situación de daño a la libertad de expresión se refleja en la serie de "medidas discriminatorias y restricciones impuestas por el Gobierno de Maduro a los medios independientes" venezolanos, agregó la SIP, con sede en Miami.

Esta institución sin ánimo de lucro recordó que en la reciente Cumbre de las Américas celebrada en Panamá criticó el "silencio cómplice" de los Gobiernos de la región ante la "deteriorada situación" venezolana.

El presidente de la SIP, Gustavo Mohme, responsabilizó en un comunicado a Maduro de "coartar la libertad de prensa y el derecho del público a la información mediante un mecanismo especial de persecución y discriminación, instaurado con la intención de apagar las voces independientes y críticas".

Mohme apuntó que la SIP viene desde hace años alertando sobre el "deterioro de la libertad de prensa en Venezuela", ante la que "nadie puede quedar indiferente", con medidas restrictivas que obligarán a que periódicos como El Correo del Caroní, El Impulso, El Carabobeño, El Nacional y El Regional de Zulia, entre otros, cesen en sus publicaciones.

"El Gobierno no les entrega divisas para importar papel o deben hacerlo a través del Complejo Editorial Alfredo Maneiro, una estatal que tiene el monopolio de la venta y distribución y que es utilizada como un arma de discriminación para castigar a quienes mantienen un periodismo independiente y fiel a los valores democráticos", indicó.

Por su parte, Claudio Paolillo, presidente de la Comisión de Libertad de Prensa e Información de la SIP expresó que "estamos ante una situación cada vez más caótica. Los medios están cerrando y, con ello, las pocas esperanzas de que se mantengan como bastiones democráticos dentro del país, como siempre fue su función".

Paolillo puso en contexto una situación en que el "Gobierno venezolano, debido a su voluntad explícita de coartar la libertad de prensa, termina afectando la subsistencia del trabajo de cientos de periodistas, empleados y trabajadores indirectos, que dependen de esa importante fuente de trabajo". —AGENCIAS.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación