Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

La SIP condena el asesinato de periodista mexicana

Asesinos llegan a casa de la periodista en camionetas y vestidos con uniformes similares a los militares, con gorros pasamontaña, cascos y armas largas.

Anabel Flores Salazar, periodista mexicana asesinada. 

Anabel Flores Salazar, periodista mexicana asesinada.  | Foto por EDH

Anabel Flores Salazar, periodista mexicana asesinada. 

MIAMI. La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) condenó el asesinato de la periodista mexicana Anabel Flores Salazar, secuestrada el lunes pasado en su casa en Veracruz y hallada muerta al día siguiente en el estado vecino de Puebla. 

La SIP, con sede en Miami (EE.UU.), instó a las autoridades a “realizar una investigación, seria, profunda y solidaria para conocer verdaderamente las causas del asesinato, así como aplicar las leyes disponibles para castigar a los culpables”. 

El presidente de la Comisión de Libertad de Prensa e Información de la SIP, Claudio Paolillo, cuestionó que la Fiscalía de Veracruz haya adelantado “conjeturas sobre la presunta vinculación de la periodista con la delincuencia organizada mientras esta permanecía desaparecida”. 

Según Paolillo, ello “aumentó aún más el riesgo para su seguridad física y demuestra el poco profesionalismo e insensibilidad de ese órgano del Estado”. 

De acuerdo con el diario El Sol de Orizaba, Flores Salazar era colaboradora de ese medio desde hacía seis meses y cubría la fuente policiaca, detalló la SIP en un comunicado. 

La periodista, de 32 años, también había trabajado con los diarios El Mundo de Orizaba y El buen tono de Veracruz. 

Organizaciones locales e internacionales estiman entre 15 y 17 el número de periodistas asesinados en Veracruz desde 2010, señaló la SIP. 

La Fiscalía del estado mexicano de Puebla informó en las últimas horas del hallazgo del cuerpo de Flores en una zona a unos 15 kilómetros de Veracruz, donde la víctima trabajaba de reportera en un periódico local. 

Flores Salazar fue secuestrada la madrugada del lunes por hombres armados de una zona residencial del municipio de Mariano Escobedo, asentado en la región montañosa central de Veracruz. Los sujetos llegaron en camionetas y vestidos con uniformes militares, portando pasamontañas, cascos y armas largas.

Veracruz es uno de los estados más peligrosos de México para ejercer el periodismo, con al menos 15 comunicadores asesinados desde 2010.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación