Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

¿Quién es Wang Jing?

En 2012 Laureano Ortega, hijo de Daniel Ortega, quien lo nombró asesor en la Agencia de Promoción de Inversiones ProNicaragua, viajó a China para asistir a una cita en la que esperaban reunirse con cuatro funcionarios del Partido Comunista chino (PCch).

Uno de sus cuatro anfitriones resultó ser Wang Jing, presidente y director ejecutivo de la empresa de telecomunicaciones china Xinwei, quien le envió un mensaje personal al presidente de Nicaragua.

Poco después, Wang inició una larga gira que le llevaría a Moscú y Managua. En Rusia se reunió con miembros de una empresa local de tecnología, mientras que al llegar a Nicaragua pasó directo a entrevistarse con Daniel Ortega para proponerle que Xinwei operara en Managua.

También le habló de construir un canal interoceánico, porque Wang ya había fundado e inscrito en Hong Kong la empresa HK Nicaragua Canal Development Investment Co., Limited (HKND), para gestionar el financiamiento y la tecnología necesaria para ejecutar la obra en suelo nicaragüense.

Ortega, por su parte, ya había ordenado al Ministro-Presidente de la Autoridad del Canal, Manuel Coronel Káutz, firmar el "Memorándum de Entendimiento" con en el que el Estado nicaragüense autoriza a HKND a "estructurar y gestionar el financiamiento del Proyecto del Gran Canal Interoceánico de Nicaragua".

En enero de 2013, Wang ganó una licitación (fue el único oferente) por la que el estatal Instituto de Telecomunicaciones y correos (Telcor) le otorgó una concesión para instalar y operar una red de telefonía celular con una inversión de $2,000 millones.

Casi 18 meses después no hay ni un solo celular de Xinwei transmitiendo en Nicaragua, al igual que ha sucedido con el canal que ya cumplió su primer año de haber sido anunciado y apenas ayer el gobierno informó que la próxima semana dará a conocer la ruta a usar para el proyecto.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación