Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Policías de México entregaron a grupo de narcos los 72 migrantes ejecutados en 2010

Los policías actuaron como "vigías" para el grupo y ayudaron con "la interceptación de las personas", además de permitir las actividades ilegales de los Zetas, indicó una ONG

Policías de México entregaron a grupo de narcos los 72 migrantes ejecutados en 2010

Policías de México entregaron a grupo de narcos los 72 migrantes ejecutados en 2010

Policías de México entregaron a grupo de narcos los 72 migrantes ejecutados en 2010

Documentos desclasificados revelan la complicidad y participación de policías municipales, junto al cártel de los Zetas, en la matanza de 72 migrantes centroamericanos en 2010 en San Fernando, noreste de México, informó hoy una organización civil.

El grupo Archivo de Seguridad Nacional (ASN), fundado en 1985 por periodistas y académicos de Estados Unidos, logró que la Procuraduría General de la República (PGR, Fiscalía) desclasificara un documento del expediente sobre la matanza de San Fernando, estado de Tamaulipas.

Según la tarjeta de la PGR, Álvaro Alba Terrazas, uno de los detenidos en los hechos de San Fernando, dijo a los investigadores que policías y agentes de tránsito fueron pagados por entregar prisioneros a los Zetas.

"Sé que la policía y los funcionarios de tránsito en San Fernando ayudan a la organización Zetas, porque en lugar de tomar a los detenidos a la cárcel municipal, tendrían entregarlos a los Zetas", señalo el detenido según el documento divulgado en la página web del grupo.

Los policías actuaron como "vigías" para el grupo y ayudaron con "la interceptación de las personas", además de permitir las actividades ilegales de los Zetas, indicó la ONG.

La organización afirmó que los policías municipales participaron en la "ejecución sumaria de 72 migrantes" en agosto de 2010, así como en "un número incalculable de asesinatos similares que culminaron en el descubrimiento, en abril de 2011, de otros cientos de cuerpos en fosas comunes en la misma parte del estado de Tamaulipas".

Además, un documento del consulado estadounidense en Matamoros señala que 17 "zetas" y 16 miembros de la policía de San Fernando han sido detenidos en relación con las muertes y que los agentes están siendo acusados de "proteger a los miembros de los Zetas, responsables del secuestro y asesinato de pasajeros de autobuses en la zona de San Fernando".

"Al igual que el caso de Ayotzinapa (escuela a la que pertenecen 43 estudiantes desaparecidos en septiembre), las masacres en San Fernando son sintomáticas de la guerra sucia de la corrupción y la narcopolítica que ha consumido partes de México en la última década", indicó el organismo, que se encarga de divulgar documntos secretos de diversos Gobiernos.

Agregó que asesinatos "como estos son muy preocupantes", debido a que atrás de ellos se encuentran los cárteles de las drogas con "la colaboración de, como mínimo, la Policía local".

La organización indicó que los documentos desclasificados dejan muchas interrogantes debido que no se sabe dónde quedaron los funcionarios arrestados por sus vínculos con las masacres de San Fernando.

Asimismo, el ASN calificó como un logro que las autoridades mexicanas desclasificaran parte de esta información, pero advirtió que aún falta por divulgar otros expedientes para conocer lo que sucedió en la masacre de 2010.

También dio a conocer otros documentos estadounidenses, cables del consulado estadounidense en Monterrey y otros comunicados diplomáticos que muestran cómo "los Zetas establecieron el control sobre la Policía y otros funcionarios en el estado de Nuevo León (vecino de Tamaulipas) y cómo los agentes corruptos eran blancos de cárteles rivales".

Añade que la documentación disponible deja pocas dudas de que policías municipales en Tamaulipas, Nuevo León, Ciudad Juárez (Chihuahua) y otras zonas eran parte de los equipos de seguridad de los cárteles y también eran víctimas de la violencia entre esas organizaciones.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación