Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Podemos mide su fuerza en España

El movimiento de izquierda no partidaria podría llegar al poder, algo que preocupa a partidos actuales

Vista de la Puerta del Sol de Madrid donde miles de personas se concentraron ayer en Madrid en apoyo a Podemos. edh / EFE.

Vista de la Puerta del Sol de Madrid donde miles de personas se concentraron ayer en Madrid en apoyo a Podemos. edh / EFE.

Vista de la Puerta del Sol de Madrid donde miles de personas se concentraron ayer en Madrid en apoyo a Podemos. edh / EFE.

MADRID. Por lo menos 100,000 personas marcharon ayer por las calles de Madrid en una demostración de fuerza de un nuevo movimiento izquierdista no partidario, que espera emular el éxito del partido griego Syriza, en las elecciones generales de España este año.

Los partidarios de Podemos, procedentes de todo el país, convergieron ayer en la Fuente de Cibeles para iniciar la marcha hacia la plaza de la Puerta del Sol, en su manifestación más numerosa hasta la fecha.

La policía dijo que, por lo menos, participaron 100,000 personas en la marcha, mientras que Podemos expresó que movilizó a 300,000.

Podemos se propone desbaratar el sistema político nacional de dos partidos predominantes y la "Marcha para el cambio" reunió una multitud en el mismo sitio donde las protestas pasivas contra la corrupción política y financiera dieron nacimiento al partido en 2011.

El surgimiento del movimiento se debe en gran medida al carisma de su dirigente, Pablo Iglesias, un profesor de ciencias políticas de 36 años.

Procedente del vecindario de Vallecas, de clase trabajadora, Iglesias prefiere los pantalones vaqueros y camisas arremangadas al traje y corbata. "Queremos cambios", dijo Iglesias a la multitud.

"Este es el año para el cambio y vamos a ganar las elecciones. Sé que gobernar es difícil, pero quienes alientan sueños serios pueden cambiar las cosas".

En una reunión en Barcelona, el jefe de gobierno, Mariano Rajoy, rechazó el panorama sombrío trazado por Podemos. "Son lastimosos y dicen qué mal está la situación", afirmó. Agregó que no les ve posibilidad de ganar las elecciones.

Una figura saliente del partido, Rita Maestre, afirmó que su objetivo consiste en demostrar que Podemos es el instrumento del cambio. "Convocamos a la demostración en la esperanza de encender la antorcha".

En apenas un año, Podemos ha pasado de ser el sueño de un puñado de profesores universitarios y activistas a un partido político.

La primera batalla de Podemos será en Andalucía en marzo y después las elecciones regionales y municipales en Madrid en mayo.

—AGENCIAS.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación