Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Parlamento inició trámite de reforma para reelección de Ortega

Aunque no hay un plazo límite, los sandinistas esperan que para diciembre ya tendrán listas las reformas

El gobernante izquierdista Daniel Ortega y su esposa Rosario Murillo. Fotos edh

El gobernante izquierdista Daniel Ortega y su esposa Rosario Murillo. Fotos edh

El gobernante izquierdista Daniel Ortega y su esposa Rosario Murillo. Fotos edh

MANAGUA. La Asamblea Nacional de Nicaragua, dominada por el gobernante Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), aprobaría en diciembre una reforma a la Constitución que permitirá al gobernante izquierdista Daniel Ortega presentarse nuevamente a la reelección, dijeron ayer legisladores.

Los sandinistas enviaron el viernes la propuesta de reforma, que daría carácter constitucional a un fallo de la Corte Suprema de 2009, que fue clave para abrir el camino a la reelección de Ortega hace dos años a la presidencia de la empobrecida nación centroamericana.

El máximo tribunal permitió al izquierdista presentarse a los comicios del 2011, bajo el argumento de que una prohibición violaba sus derechos ciudadanos. Antes del fallo, los presidentes de Nicaragua podían reelegirse sólo una vez pero no para periodos consecutivos.

Ortega ya había sido presidente en la década de 1980 tras el gane de la revolución sandinista.

Además de dar su aval a Ortega, el fallo de la Corte dejó abierta la puerta para una reelección indefinida.

"Quien decide quién va a ser el presidente, haya reelección o no, es el pueblo de Nicaragua. Quiero recordarles que cuando el Frente Sandinista en la primera etapa estuvo en el poder (en la década de 1980) había reelección", dijo la diputada sandinista Alba Palacios.

Para aprobar una reforma constitucional se necesitan 62 votos en la Asamblea Nacional, unicameral, en la que el FSLN tiene 63 de los 92 escaños. Tras algunos procesos y consultas, la reforma podría aprobarse en diciembre, dijo Palacios.

Para reformar parcialmente la Constitución se precisa una "mayoría calificada", es decir 56 legisladores.

Al margen de los cambios en el número de veces que podrá presentarse un presidente, la propuesta del FSLN también plantea rebajar los requisitos para que un candidato logre la victoria. En concreto, propone que en lugar del mínimo actual, del 35 por ciento, baste la mitad más una de las papeletas emitidas.

Los próximos comicios presidenciales en Nicaragua se realizarían a finales del 2016.

Ayer la Asamblea Nacional de Nicaragua constituyó una comisión especial para preparar una reforma de la actual Constitución e introducir, entre otras cuestiones, la posibilidad de que un gobernante pueda ser reelegido de forma indefinida.

Pero acá el oficialismo también tiene ventaja, ya que de 7 integrantes de la comisión, 4 son sandinistas. La sandinista Alba Palacios preside esta comisión. —AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación