Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

El papa Francisco cambia las palomas de paz por globos

Globos en vez de palomas fueron soltados el domingo en un símbolo de paz en la Plaza de San Pedro, un año después que una gaviota y un cuervo atacaran a las simbólicas aves, desatando protestas

Globos de colores que soltaron unos niños se elevan sobre la Plaza de San Pedro, en el Vaticano.

Globos de colores que soltaron unos niños se elevan sobre la Plaza de San Pedro, en el Vaticano.

Globos de colores que soltaron unos niños se elevan sobre la Plaza de San Pedro, en el Vaticano.

Buenas noticias para los amantes de las palomas.

Globos en vez de palomas fueron soltados el domingo en un símbolo de paz en la Plaza de San Pedro, un año después que una gaviota y un cuervo atacaran a las simbólicas aves, desatando protestas por parte de los grupos defensores de animales.

TE PUEDE INTERESAR:

Fotos: Una gaviota y un cuervo atacan a palomas de la paz del papa Francisco

Durante muchos años, niños asomados junto al papa desde el balcón del estudio papal que da a la plaza han soltado un par de palomas el último domingo de enero. La iglesia católica por tradición dedica el mes a los temas de paz.

El año pasado, está práctica bien intencionada se volvió un desastre de relaciones públicas. Después de que los niño soltaran al par de aves desde la ventana, primero una gaviota y luego un cuervo atacaron a las palomas. No se sabe qué pasó finalmente con las palomas.

Los defensores de los animales que exigen no usar más palomas apelaron a Francisco, el primer pontífice en llevar el nombre de San Francisco de Asís, el santo famoso por su amor a las aves y demás criaturas animales.

"Estos son los globos que significan 'paz' ", dijo Francisco cuando los niños en la plaza soltaron los globos.

Las gaviotas anidan en lo alto de la Plaza de San Pedro, no lejos del río Tíber, y buscan comida entre la basura. Un grupo defensor de los animales comparó la liberación de las palomas en Roma con una sentencia a muerte.

Otro santo, Juan Pablo II, comenzó la tradición de soltar las palomas para llamar la atención a la necesidad de trabajar por la paz en el mundo. Desde entonces, se han invitado niños a acompañar al pontífice en la ventana para soltar un par de palomas.

Hasta este año.

La Vaticano no mencionó el incidente del año pasado cuando dijo el domingo en un comunicado que los niños soltarían globos con mensajes de paz. Uno de los niños en la ventana leyó un discurso sobre la paz.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación