Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

ONU pide revisar cada expulsión de inmigrantes

Organismo indica que EE. UU. debe tener en cuenta situación de seguridad en C.A. y México antes de hacer las deportaciones

Inmmigrantes indocumentados salvadoreños son deportados desde EE. UU., algunos con antecedentes penales. foto edh/archivo

Inmmigrantes indocumentados salvadoreños son deportados desde EE. UU., algunos con antecedentes penales. foto edh/archivo

Inmmigrantes indocumentados salvadoreños son deportados desde EE. UU., algunos con antecedentes penales. foto edh/archivo

GINEBRA. Estados Unidos debería analizar minuciosamente el caso de cada inmigrante que cruza ilegalmente su frontera y, antes de expulsarlo, tener en cuenta la "situación de seguridad" en México y Centroamérica, según la ONU.

Esta es una de las principales recomendaciones que el Comité contra la Tortura de la ONU ha incluido en las conclusiones sobre el caso de Estados Unidos presentadas ayer.

Representantes de Estados Unidos comparecieron los pasados 12 y 13 de noviembre ante el Comité contra la Tortura de la ONU, y este organismo revisó si Washington había cumplido con la Convención contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes.

El Comité dedica un apartado específico de sus conclusiones a "las solicitudes de asilo en la frontera suroccidental" de EE. UU.

En ese apartado, el Comité muestra su "preocupación por la expansión de las expulsiones rápidas, que no tienen en consideración las circunstancias especiales de los solicitantes de asilo y otras personas que necesitan protección internacional".

Los expertos lamentan que los agentes de fronteras y las agencias de inmigración "no identifiquen correctamente" a todas las personas, y que no se les otorgue el derecho a una entrevista en la que se determine su estatus.

Ante esta realidad, el Comité solicita a Estados Unidos que haga un "meticuloso informe sobre el riesgo de que no se tenga en cuenta el artícu lo 3 de la Convención (...), especialmente teniendo en consideración la actual situación de seguridad en México y en el Triángulo Norte de América Central", es decir El Salvador, Guatemala y Honduras.

De acuerdo con datos del Consejo Nacional para la Protección y Desarrollo de la Persona Migrante y su Familia (Conmigrantes) de El Salvador, Estados Unidos y México han deportado a 77,772 salvadoreños desde enero de 2012 al 31 de agosto de este año. Eso implica que cada día son deportados 81 salvadoreños desde ambos países. Las cifran indican que solo en 2013 fueron expulsados 23,972 compatriotas.

Entre tanto, la ONU señaló que el artículo 3 de la Convención explicita que los Estados parte no deben expulsar, retornar o extraditar a personas a un país tercero donde haya evidencias de que podrían estar en peligro o sufrir torturas.

"Lo que nosotros pedimos es que se analice correctamente cada caso, que se verifique si los inmigrantes indocumentados estarán en peligro si son devueltos a su país", precisa Alessio Bruni, uno de los dos relatores del informe.

Asimismo, el Comité pide que se lleven a cabo de forma correcta y adecuada los procesos de determinación del estatus de refugiado y de solicitante de asilo, que estos procesos se mantengan confidenciales y que tengan en consideración el estatus especial de mujeres, niños, víctimas de torturas o personas con necesidades especiales.

Otro de los apartados de las conclusiones se refiere a la reclusión de inmigrantes en centros de detención.

En este apartado, el Comité "nota con preocupación" que Estados Unidos continúa reteniendo automáticamente a solicitantes de asilo y otros inmigrantes "en centros de detención que parecen prisiones".

"El Comité también está preocupado de que se estén ampliando los centros de detención para familias" y de que la mayoría de los menores sean retenidos en "centros que parecen correccionales".

"Lo que pedimos es que los centros de detención se reserven a los supuestos criminales y no sea una medida generalizada", agrega Bruni.

Ante esta situación, el Comité solicita a Washington que "revise la detención obligada de ciertos tipos de inmigrantes", desarrolle y expanda alternativas en la comunidad a los centros de detención, amplíe la acogida para niños inmigrantes y que pare la expansión de los centros de detención para familias, con el objetivo de eliminarlos completamente. —AGENCIAS.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación