Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Obama pide unidad contra el Estado Islámico

Presidente EE. UU. aboga por más apoyo de árabes

El presidente estadounidense, Barack Obama, ayer durante su intervención en la Asamblea General de las Naciones Unidas, celebrada en Nueva York, Estados Unidos. Foto EDH /EFE

El presidente estadounidense, Barack Obama, ayer durante su intervención en la Asamblea General de las Naciones Unidas, celebrada en Nueva York, Estados Unidos. Foto EDH /EFE

El presidente estadounidense, Barack Obama, ayer durante su intervención en la Asamblea General de las Naciones Unidas, celebrada en Nueva York, Estados Unidos. Foto EDH /EFE

NUEVA YORK. Al tiempo que se conocía de la decapitación de Herve Gourdel, la cuarta víctima a manos de extremistas del Estado Islámico, el presidente de EE. UU., Barack Obama, pidió ayer a los países de todo el mundo, especialmente los árabes, a unirse a la lucha para "desmantelar la red de la muerte" que supone el Estado Islámico (EI) y pronosticó que la ideología de ese grupo yihadista "se marchitará y morirá".

"Hoy, pido al mundo a unirse en este esfuerzo. Aquellos que se han unido al EI deberían abandonar el campo de batalla mientras puedan (...) porque no sucumbiremos a sus amenazas y demostraremos que el futuro pertenece a aquellos que construyen, no los que destruyen", dijo Obama en su discurso ante la Asamblea General de la ONU.

"La ideología del Estado Islámico o Al Qaeda o Boko Haram se marchitará y morirá si constantemente se expone, se enfrenta y se refuta a la luz del día", pronosticó Obama.

Para ello, aseguró, es necesario que el mundo, "en especial las comunidades musulmanas, rechacen explícita, rotunda y consistentemente la ideología de Al Qaeda y el EI".

Afirmó que, pese a los ataques aéreos que su país ha lanzado contra posiciones del EI en Iraq y Siria, "Estados Unidos no está y no estará nunca en guerra contra el Islam", puesto que esa religión "enseña la paz" y porque "millones de estadounidenses musulmanes son parte del tejido" de su país.

Más de 50 países se han unido ya a la coalición internacional contra el EI que impulsa EE. UU., que además del aspecto militar trabajará para presionar económicamente al EI y evitar que reclute más combatientes extranjeros.

Combatientes foráneos

Además, Obama urgió a los países de todo el mundo a "traducir en acción" la resolución adoptada ayer por el Consejo de Seguridad de la ONU sobre los combatientes extranjeros en grupos terroristas y aseguró que nunca ha habido un reto que requiera tanta cooperación.

"Si ha habido un reto que no pueda enfrentar un país por sí solo es este, el de terroristas cruzando fronteras y amenazando con desplegar actos de violencia inefables", dijo.

Ese órgano de la ONU aprobó por unanimidad una resolución que exige a los países de todo el mundo que adapten sus legislaciones para perseguir y procesar a toda persona que trate de viajar al extranjero para unirse a grupos terroristas.

El texto, de carácter vinculante, fue impulsado por Estados Unidos y busca reforzar la lucha contra los que se unen al EI.—AGENCIAS.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación