Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Estados Unidos

Liberan a inmigrantes por recortes de fondos

Este anuncio fue la primera consecuencia tangible de los recortes presupuestarios en el Departamento de Seguridad

FOTO REUTERS

FOTO REUTERS

FOTO REUTERS

El Departamento de Seguridad Nacional ha dispuesto dejar en libertad a algunos inmigrantes detenidos en situación irregular en previsión de los recortes presupuestarios automáticos que deben entrar en vigencia en los próximos días.

Una vocera del servicio de inmigración y aduanas ICE, Gillian Christensen, dijo que los inmigrantes están siendo liberados de cárceles de todo el país para ser "colocados bajo una forma de libertad vigilada más apropiada y más eficiente desde el punto de vista del costo". No dijo cuántos inmigrantes quedaron en libertad ni cómo se los seleccionó.

El anuncio del martes fue la primera consecuencia tangible de los recortes presupuestarios inminentes en el departamento.

El gobierno del presidente Barack Obama ha emitido sombrías advertencias sobre el impacto de los recortes automáticos. La secretaria de Seguridad Nacional, Janet Napolitano, dijo a los periodistas en la Casa Blanca que los recortes afectarían operaciones fundamentales del departamento, tales como la seguridad en las fronteras y la vigilancia en los aeropuertos.

También advirtió que tal vez faltarían fondos para mantener las 34,000 plazas de detención para inmigrantes requeridas por el Congreso.

"No creo que podamos mantener el mismo nivel de seguridad en todos los lugares del país con los recortes como sin los recortes", dijo Napolitano. Añadió que el impacto será "como el de una pelota al rodar. Seguirá creciendo".

Según el Foro Nacional de Inmigración, al gobierno le cuesta unos 164 dólares diarios mantener encarcelado a un inmigrante mientras tramita su deportación. En un informe sobre el costo de la detención de inmigrantes en situación irregular, el grupo dijo que el costo de la libertad vigilada oscila entre 30 centavos y 14 dólares diarios.

El gobierno pidió unos 1,960 millones de dólares para el encarcelamiento de inmigrantes en el presupuesto anterior; es decir, unos 5.4 millones de dólares diarios, según el informe del foro.

Christensen dijo el martes que los procesos de deportación de los inmigrantes liberados seguirán su curso.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación