Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Fiscalía brasileña imputa al tesorero del partido de Dilma Rousseff

Entre los denunciados por la Fiscalía también se encuentra el exdirector de Servicios de Petrobras Renato Duque, quien volvió hoy a ser capturado durante un operativo de la Policía Federal (PF) en Río de Janeiro.

Fiscalía brasileña imputa al tesorero del partido de Dilma Rousseff

Fiscalía brasileña imputa al tesorero del partido de Dilma Rousseff

Fiscalía brasileña imputa al tesorero del partido de Dilma Rousseff

La Fiscalía brasileña denunció hoy a 27 personas por el escándalo en la estatal Petrobras, entre quienes se encuentra el tesorero del gobernante Partido de los Trabajadores (PT), Joao Vaccari, en plena crisis política por la corrupción.

Vaccari, quien en febrero había sido detenido durante varias horas para prestar declaración, fue acusado formalmente por delitos de corrupción, lavado de dinero y asociación ilícita, según explicó hoy el Ministerio Público Federal (MPF) de Curitiba, estado sureño de Paraná.

La presidenta brasileña, Dilma Rousseff, se pronunció al respecto y subrayó "que los acontecimientos acaban con las teorías de que el gobierno interfirió en la investigación".

"Quien sea que deba pagar, pagará", comentó la presidenta durante una rueda de prensa concedida tras las multitudinarias manifestaciones celebradas el domingo en todo el país para protestar contra su gestión y la corrupción en Petrobras.

Entre los denunciados por la Fiscalía también se encuentra el exdirector de Servicios de Petrobras Renato Duque, quien volvió hoy a ser capturado durante un operativo de la Policía Federal (PF) en Río de Janeiro.

De acuerdo con la Fiscalía, Vaccari mantenía encuentros regulares con Duque supuestamente para convertir en donaciones legales de campaña al PT el dinero sucio producto del pago de sobornos a directores de Petrobras por parte de empresas constructoras.

"Vaccari sabía que los pagos eran realizados a título de coima", afirmó el fiscal Deltan Dallagnol, durante una rueda de prensa celebrada hoy en Curitiba.

Tras la denuncia, el tesorero reiteró en un comunicado que nunca participó de un esquema para recibir coimas o recursos de origen ilegal destinados al PT.

"Resaltamos que nos resulta extraño el hecho de que el señor Vaccari no ocupaba el cargo de tesorero del PT en el periodo citado por los procuradores, durante la rueda de prensa celebrada hoy, ya que él asumió el cargo en febrero de 2010", resalta la formación en un comunicado.

De acuerdo con el PT, Vaccari "no recibió o solicitó algún tipo de contribución de origen ilícito" destinada al partido, "ya que las donaciones solicitadas por el señor Vaccari fueron realizadas por medio de depósitos bancarios, con toda transparencia y con la debida prestación de cuentas a las autoridades permanentes".

La denuncia de Vaccari ocurrió un día después de las manifestaciones multitudinarias celebradas en decenas de ciudades del país contra la corrupción y en contra del Gobierno de Rousseff.

La mandataria se comprometió hoy a luchar contra la corrupción "con todas las armas" y ratificó que esta semana anunciará unas nuevas medidas para mejorar los mecanismos de control público.

Sobre el caso del tesorero de su partido, recalcó que la imputación muestra que la fiscalía es independiente y el Gobierno "no interfirió" en las investigaciones.

Rousseff respondió así a las acusaciones realizadas recientemente por el presidente de la de la Cámara de los Diputados, Eduardo Cunha, dirigente del oficialista Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB), pero que se ha caracterizado por sus iniciativas contrarias a los intereses del Ejecutivo.

Cunha, uno de los 50 políticos investigados por la máxima Corte brasileña, atribuyó su inclusión en el escándalo de Petrobras a un "juego político" del Procurador para agradar al Gobierno.

La nueva denuncia presentada este lunes por la Fiscalía, referida a desvíos de dinero realizados en cuatro obras de Petrobras, suma un nuevo capítulo al gigantesco escándalo de corrupción destapado hace un año.

Entre los 27 denunciados por nuevos supuestos delitos figuran personas que ya están acusadas ante la justicia federal por este gigantesco escándalo, como el exdirector de Petrobras Paulo Roberto Costa, el antiguo gerente del departamento de Servicios de Petrobras Pedro Barusco y ejecutivos de diversas constructoras del país.

La pasada semana, ante una Comisión Parlamentaria de Investigación en la Cámara de Diputados, Barusco ratificó que los precios de "muchos" de los contratos de obras entre la petrolera y otras empresas eran inflados y que las diferencias se repartían entre directores de Petrobras y "agentes políticos" representados por Vaccari.

El caso Petrobras, la mayor investigación de corrupción y lavado de dinero de Brasil, cumple mañana un año, periodo en el que la Fiscalía ha propuesto 20 acciones criminales contra 103 personas acusadas de corrupción, lavado de dinero, tráfico internacional de drogas y delitos contra el sistema financiero nacional, entre otros.

El escándalo ha marcado parte de la agenda política del país y fue uno de los motivos de las marchas opositoras realizadas el domingo en varias ciudades.

El Supremo Tribunal Federal (STF) abrió una investigación contra 50 políticos de varios partidos, entre ellos Vaccari, sobre su posible vinculación con el dinero involucrado en el escándalo de Petrobras.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación