Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Fallo de La Haya: Perú "complacido", Chile "discrepa"

En Arica, dirigentes de los pescadores chilenos le pidieron al gobierno que no acate el fallo y realizaron protestas

Un grupo de pescadores y familiares protesta en la fronteriza ciudad de Arica, Chile, tras conocer la sentencia de la CIJ. foto edh / efe

Un grupo de pescadores y familiares protesta en la fronteriza ciudad de Arica, Chile, tras conocer la sentencia de la CIJ. foto edh / efe

Un grupo de pescadores y familiares protesta en la fronteriza ciudad de Arica, Chile, tras conocer la sentencia de la CIJ. foto edh / efe

CHILE / PERÚ. Los presidentes de Chile y Perú reaccionaron simultáneamente la tarde del lunes a la decisión de la Corte Internacional de Justicia de La Haya (CIJ) que redefinió los límites marítimos entre sus dos naciones, y ambos dijeron tener razones para estar satisfechos con lo establecido por los magistrados.

Tras una presentación de cerca de dos horas en La Haya, Holanda, el presidente de la CIJ, Peter Tomka, leyó el fallo que dibuja los nuevos límites en el Océano Pacífico, una zona rica en recursos pesqueros que los peruanos buscaban redefinir con la demanda presentada en 2008.

En su sentencia, la CIJ respetó la línea marítima que defendía Chile hasta las 80 millas marinas, y no hasta las 200 como hasta ahora. A partir de ese punto se definió una línea equidistante que le entrega a Perú soberanía marítima sobre un espacio que por siglos había sido controlado por Chile.

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, dijo que el fallo sobre el diferendo marítimo con Perú confirma en lo sustancial lo planteado por su país, pero lamentó la cesión de mar que deberá realizar a la nación vecina.

En un breve discurso desde la Casa de la Moneda, Piñera discrepó de la fijación de la línea equidistante pero consideró que "hoy, la Corte Internacional de Justicia de La Haya ha confirmado en lo sustancial los argumentos de la posición chilena".

Sin embargo, Piñera dijo que cumplirá y exigirá la adopción del fallo, algo que advirtió que será gradual y necesitará coordinación entre el gobierno peruano y el de la presidenta chilena, Michelle Bachelet, quien asumirá el poder en marzo.

Al mismo tiempo que el mandatario chileno se dirigía a su país, el de Perú, Ollanta Humala, expresaba su "complacencia" con la decisión de la Corte, de la que dijo que le otorgaba el 70 % de lo que demandaba originalmente.

"El Perú se siente complacido del resultado de esta opción de paz", dijo Humala.

"Se adoptarán de inmediato las acciones y medidas que se requieran para su pronta implementación", acotó.

Pero tras el fallo, en Arica, puerto ubicado en la frontera septentrional de Chile, decenas de pescadores salieron a las calles para reclamar el fallo de La Haya, reportó el diario La República.

Dirigentes de los pescadores chilenos demandaron al gobierno que no acate el fallo y se retiraron molestos de una reunión con las autoridades.

"La historia de Chile fue pisoteada. Nos han quitado nuestro mar", fueron algunas de las consignas que gritaban por su parte algunos chilenos desde Santiago, de acuerdo a los reportes de diarios locales.

La protesta finalizó frente a la sede de la Intendencia (Gobernación), donde en esos momentos se encontraba el ministro del Interior, Andrés Chadwick, quien viajó el fin de semana a Arica para entrevistarse con las autoridades locales y con dirigentes sociales.

La Policía empleó un carrotanque para dispersar a los manifestantes, y al menos cuatro personas fueron detenidas durante los altercados.

Los pescadores –unos 3,000 en la marcha– reclaman desde ya al Gobierno medidas compensatorias por el fallo: que les den otra zona para pescar y que financien proyectos de acuicultura, tanto en el mar como en terrenos estatales sin usar cerca de la frontera con Perú. —AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación