Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Entierran a fiscal que denunció a Cristina Fernández

Alberto Nisman acusaba a la gobernante de encubrir a los iraníes sospechosos de haber atentado contra la mutual Israelita en 1994.

Personas exigen justicia a la llegada del cortejo fúnebre del fiscal Alberto Nisman, ayer. foto edh / efe.

Personas exigen justicia a la llegada del cortejo fúnebre del fiscal Alberto Nisman, ayer. foto edh / efe.

Personas exigen justicia a la llegada del cortejo fúnebre del fiscal Alberto Nisman, ayer. foto edh / efe.

BUENOS AIRES. La exesposa del fallecido fiscal Alberto Nisman expresó ayer que tiene la certeza de que su muerte "fue obra de otra persona", durante la ceremonia de entierro del investigador, cuya muerte, a pocos días de presentar una grave denuncia contra la presidenta Cristina Fernández, conmocionó a Argentina.

"Ninguno de nosotros creemos que vos hayas sido el acreedor de este final", dijo la jueza federal Sandra Arroyo Salgado, durante las exequias en el Cementerio Israelita de la localidad de La Tablada, en las afueras de Buenos Aires, según reportó la Agencia Judía de Noticias y confirmó a AP un testigo que estuvo presente, pero pidió no ser identificado por la sensibilidad del caso.

Nisman, de 51 años, fue hallado muerto el 18 de enero, pocos días después de haber denunciado ante un juez a la presidenta Cristina Fernández como supuesta encubridora de los sospechosos iraníes de un atentado a un centro judío.

La muerte de Nisman, quien desde hacía 10 años investigaba el ataque en 1994 a la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA), que causó 85 muertos, conmocionó al país y generó una crisis política e institucional. La justicia aún no ha determinado si se suicidó, fue inducido a hacerlo o lo mataron.

Miembros del Poder Judicial, referentes de la comunidad judía y dirigentes políticos de la oposición estuvieron entre las 300 personas autorizadas a participar de la ceremonia religiosa en el cementerio, al cual no tuvo acceso la prensa.

"Nos enterraron un pedazo de nuestra República; es un día de reflexión y tristeza para todos los argentinos", dijo a The Associated Press la diputada opositora Patricia Bullrich, poco antes de entrar al cementerio. La legisladora, quien dijo haber hablado dos veces con el fiscal el día antes de su muerte, señaló cuando se conoció el hecho que el investigador se sentía amenazado.

En tanto que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) emitió el jueves un comunicado en el cual instó al Estado argentino a "continuar con las investigaciones de oficio garantizando que sean conducidas con debida diligencia y de manera exhaustiva e imparcial, y siguiendo diversas líneas de investigación que tengan en cuenta si la muerte de Alberto Nisman podría estar vinculada a su labor como fiscal".

Cientos de personas se congregaron en las inmediaciones del cementerio con carteles que rezaban "Nisman somos todos" y "La verdad no muere", en homenaje al investigador. —AGENCIAS.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación