Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Empresarios instarán a la unidad de A. Latina

El CEAL dice que América Latina es "parte de la solución" a la crisis

La innovación para la producción es uno de los puntos a considerar en el debate de la Cumbre Empresarial. Foto EDH / archivo

La innovación para la producción es uno de los puntos a considerar en el debate de la Cumbre Empresarial. Foto EDH / archivo

La innovación para la producción es uno de los puntos a considerar en el debate de la Cumbre Empresarial. Foto EDH / archivo

PANAMÁ. América Latina "es parte de la solución" a la crisis global y, para consolidarse como tal, debe buscar una integración plena e impulsar la innovación, dijo ayer el presidente del Consejo Empresarial de América Latina (CEAL), el brasileño Ingo Plöger.

Ese es el mensaje central que el CEAL espera transmitir a los gobernantes que estarán el viernes y sábado próximos en Panamá en la VII Cumbre de las Américas que reunirá a los 35 gobiernos del continente.

Plöger integra la misión de 50 empresarios afiliados a el CEAL que participará mañana y el viernes próximo en la II Cumbre Empresarial organizada por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), una de las actividades previas a la Cumbre continental.

Los empresarios entregarán a los gobernantes un documento con recomendaciones para fortalecer al sector privado y con ello, aseguran, impulsar el desarrollo de una región latinoamericana donde viven alrededor de 600 millones de personas, muchas en la pobreza.

"Estamos en un diálogo con la parte política para decirle que América Latina es una solución, no hace parte del problema mundial", enfatizó el presidente del CEAL, que agrupa a unos 600 empresarios de la región.

"Tenemos que esforzarnos mucho para lograr" consolidar la región como una plataforma para la solución a los problemas mundiales en asuntos como alimentación y energía, y todo "comienza con el primer paso de construir una visión de una América sin fronteras", insistió.

En ese sentido, el presidente de la CEAL expresó que ese organismo ve "muy positivo el diálogo" iniciado por Cuba y Estados Unidos en diciembre pasado a fin de regularizar sus relaciones a todo nivel, tras más de medio siglo de tensiones.

"No queremos aislar a nadie, queremos incluir" a todos los países "si es posible en un mismo ambiente de libertad", añadió Plöger.

"Nosotros estamos haciendo la invitación a los líderes" políticos y civiles de la región "a pensar en las Américas sin fronteras mentales ni físicas", reiteró Plöger.

Argumentó que Latinoamérica es "una zona de paz", en la que no existe "ningún conflicto abierto", que se caracteriza por países con una gran identificación cultural y que puede garantizar al mundo "soluciones alimenticias y de recursos energéticos".

Plöger aseveró que la crisis en el mundo desarrollado, que ha mermado el crecimiento de Latinoamérica tras una década de pujanza, representa una "oportunidad" para que la región se reinvente y sus líderes tracen un camino hacia una prosperidad a largo plazo.

Ayer mismo la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) informó de que calcula que el producto interno bruto (PIB) de la región crecerá un 1 % en 2015, por debajo del 1.1 % del año pasado.

La II Cumbre Empresarial de las Américas es uno de los cuatro foros previos a la VII Cumbre de las Américas, y el BID ha anunciado que asistirán una docena de mandatarios, entre ellos el de Estados Unidos, Barack Obama.

Los directivos de Boeing, AES Corporation, PepsiCo, Cargill, Coca-Cola, GE, Omnilife, Scotiabank, Grupo Aval, Odebrecht, Copa Holdings, Los Grobo, Citigroup América Latina, Walmart y Mercado Libre son los que hasta la fecha han confirmado su participación al foro.

Entre los temas que se debatirán están la seguridad alimentaria y la agroindustria, la integración e inclusión financiera, la energía, el empoderamiento de las mujeres empresarias, la innovación social de las empresas, la infraestructura y la innovación y tecnologías de la información.

Venezuela en el debate

Por su parte el presidente de la Federación de Cámaras y Asociaciones de Comercio y Producción de Venezuela, Jorge Roig, dijo que la cumbre empresarial en Panamá le permitirá a Venezuela darse cuenta de que están en la retarguardia de Latinoamérica y que, contrario a aportar sobre lo que se debe seguir para mejorar, el país deberá abrirse al diálogo y escuchar los retos que enfrenta.

"Venezuela se dará cuenta de que estamos en la retaguardia de Latinoamérica y que al comparar los temas que se debatirán en la cumbre con los que el gremio venezolano vive, no tendremos nada que aportar; todo lo contrario, tendremos que abrir diálogo interno para plantear estos temas con el Gobierno Nacional", concluyó Roig.

El tema petrolero será uno de los puntos débiles para el país productor. —AGENCIAS.

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación