Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Después de aplacar la crisis piden la reforma migratoria

Obama dice que la Cámara baja debe aprobarla este año como parte de las prioridades para el país

Miles de inmigrantes se concentraron el pasado 8 de octubre en Washington para pedir que aprueben la reforma migratoria. Foto EDH / efe

Miles de inmigrantes se concentraron el pasado 8 de octubre en Washington para pedir que aprueben la reforma migratoria. Foto EDH / efe

Miles de inmigrantes se concentraron el pasado 8 de octubre en Washington para pedir que aprueben la reforma migratoria. Foto EDH / efe

ESTADOS UNIDOS. Tras quedar aplacada la crisis presupuestaria que estuvo al borde de provocar un impago de la deuda de Estados Unidos viene otra presión para los legisladores: la reforma migratoria integral.

Sin darles tiempo de respirar, el presidente Barack Obama dijo ayer que la reforma migratoria debería ser la segunda de las tres prioridades a las que el Congreso le corresponde abocarse inmediatamente tras haber alcanzado la víspera un acuerdo que puso final a 16 días de cierre parcial del gobierno federal y elevó el límite del endeudamiento hasta el 15 de enero 2014.

Durante una breve alocución televisada desde la Casa Blanca, el mandatario señaló que la prioridad número uno debe ser alcanzar una solución sobre la deuda pública a largo plazo, aprobar una reforma migratoria antes de finalizar 2013 y luego avalar una ley agrícola.

"Esas son tres cosas específicas que representarían una gran diferencia en nuestra economía en este momento. Y pudiéramos lograrlas antes de fin de año si nuestra atención está en lo que sea bueno para el pueblo estadounidense", indicó.

El gobierno federal reanudó plenamente sus actividades el jueves luego del cierre parcial del gobierno originado por la resistencia de la oposición republicana a aprobar el proyecto presupuestario del año fiscal 2014 con la intención de impedir el financiamiento de la ley de salud, conocida como "Obamacare".

Obama remarcó que la mayoría de los estadounidenses piensa que la reforma migratoria con la opción de la naturalización de 11 millones de indocumentados es positiva, y criticó que la medida "está ahí esperando que la Cámara baja la apruebe. Si la Cámara tiene ideas sobre cómo mejorar la versión del Senado, escuchémoslas. Comencemos las negociaciones. Pero no dejemos que este problema continúe enconándose por uno, dos o tres años más. Esto puede y debe hacerse antes de fin de año".

Obama citó el proyecto de ley S. 744 que aprobó el senado el 27 de junio y que incluye un camino a la ciudadanía para los indocumentados.

Brendan Buck, el portavoz del presidente de la Cámara, el republicano John Boehner, dijo en un correo electrónico enviado a la agencia AP que el congresista "continúa comprometido a un enfoque sensato y paso a paso para garantizar que logremos una reforma migratoria de la manera correcta. Por eso las comisiones de la Cámara baja continúan trabajando en este importante tema". —AGENCIAS

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación