Lee la versión Epaper
Suscríbase
Lee la versión Epaper

Texas, EE.UU.

Atacante en base militar de Fort Hood estaba deprimido

El soldado Iván López, de origen puertorriqueño y quien había estado en Irak, fue el autor de la matanza, dijo un congresista de Texas

El teniente general Mark Milley, comandante general del III Cuerpo y de Fort Hood, conversa con la prensa en la entrada de la base militar de Fort Hood. Foto /AP

El teniente general Mark Milley, comandante general del III Cuerpo y de Fort Hood, conversa con la prensa en la entrada de la base militar de Fort Hood....

El teniente general Mark Milley, comandante general del III Cuerpo y de Fort Hood, conversa con la prensa en la entrada de la base militar de Fort Hood. Foto /AP

El soldado que mató a tres personas, hirió a 16 y luego se suicidó en la base militar de Fort Hood se había quejado de depresiones y ansiedad, indicaron las autoridades.

Iván López, de origen puertorriqueño y quien había estado en Irak, fue el autor de la matanza, dijo un congresista de Texas.

El hecho ocurrió en la misma base en Texas donde más de una decena de personas murieron en otra matanza, en 2009.

Pocas horas después del suceso del miércoles, las autoridades empezaron a investigar si López había sufrido heridas psicológicas a raíz de su experiencia en la guerra.

El comandante de Fort Hood, teniente general Mark Milley, dijo que el individuo consultó a médicos por problemas de depresión y ansiedad.

También evaluaban la hipótesis de que hubiese estallado alguna discusión o pelea en la base que lo haya llevado a la violencia.

"Tenemos que hallar testigos de estos sucesos a fin de determinar cuáles fueron los hechos, qué hizo él, qué le dijo él a las víctimas", dijo una fuente policial que pidió no ser identificada.

Añadió que las autoridades se disponían a interrogar a la esposa del individuo, a registrar su vivienda y sus computadoras.

El atacante fue identificado como Iván López por Michael McCaul, congresista de Texas y presidente de la Comisión de Seguridad Nacional de la Cámara de Representantes.

El congresista se negó a dar detalles, y las fuerzas militares se negaron a identificarlo hasta que sus familiares sean notificados.

Según los relatos, López entró a uno de los edificios el miércoles por la tarde y empezó a disparar su arma semiautomática calibre 45. Entonces se metió en un vehículo, mientras seguía disparando, hasta que se salió y entró en otro edificio, pero fue cercado por policías militares en un estacionamiento, dijo Milley.

Cuando se acercaba a uno de los policías, el atacante alzó las manos, pero luego puso una debajo del chaleco y sacó su pistola. Cuando una mujer policía se disponía a apuntarle, el individuo se mató de un tiro en la sien, dijo Milley.

Añadió que el atacante, que estuvo en Irak cuatro meses en el 2011, estaba siendo evaluado por médicos por la posibilidad de que esté sufriendo de síndrome de estrés postraumático, dijo Milley.

Llegó a Fort Hood en febrero procedente de otra base en Texas. Estaba tomando medicamentos y corrieron versiones de que después de regresar de Irak se quejó de que sufrió una herida en el cráneo, comentó Milley aunque no quiso dar detalles.

El miércoles, se le preguntó al secretario de Defensa Chuck Hagel sobre medidas de seguridad en las bases militares, a lo que contestó: "Obviamente cuando ocurren este tipo de cosas en bases militares, hay algo que no está funcionando".

Lea además
Abrimos este espacio para el fomento de la libre expresión, que contribuya al debate y a la crítica constructiva. Te invitamos a hacer buen uso y a leer las normas de participación